Cervi se estrenó como titular y lo hizo con una notable actuación, decorada con un gol. Datos que no le sirven de consuelo al extremo argentino, que considera que el Celta mereció mejor premio en el Bernabéu. “Me queda una sensación muy triste porque hicimos una buena primera parte”, asegura. “Empezamos la segunda con su empate y se nos hizo cuesta arriba. Tenemos que mejorar muchas cosas y vamos a trabajarlo”.

El 2-2 al salir del vestuario le parece clave: “Al encontrar el gol tan rápido ellos tomaron confianza y después no pudimos lastimarlos. Con la calidad que tienen adelante nos han hecho mucho daño”.

“Tuvimos ocasiones. Podríamos haber hecho algún gol más. Tenemos que seguir trabajando. Tenemos un gran grupo y vamos a salir adelante”, asegura. “Nos vamos con una sensación amarga porque tuvimos para conseguir un gran resultado. Tenemos que mejorar muchas cosas. Trabajaremos durante la semana”.

No le importan los elogios a su gran gesto técnico en el 1-2. “Pasa desapercibido. El resultado no es bueno. Tenemos que seguir mejorando”, insiste.