El Celta B regresó ayer a los entrenamientos en A Madroa bajo mínimos y con solo cinco de los jugadores que la pasada campaña consiguieron el ascenso a Primera RFEF. A las ausencias de los futbolistas que están haciendo la pretemporada con el primer equipo en Marbella (Gabri Veiga, Alfon, Hugo Sotelo y Raúl García, además del reciente fichaje pera la portería Gorka Campos) se suman una docena de jugadores que han causado baja en el plantel.

Onésimo Sánchez inició los entrenamientos con 22 futbolistas, buena parte del conjunto juvenil. Las caras nuevas son los centrocampistas Álex Carbonell y Carlos Beitia. Los convocados por el técnico son: Álvaro Fernández, César Fernández, Miguel Rodríguez, Raúl Blanco, Raúl García, Carlos Beitia, Javi Gómez, Iker Losada, Álex Carbonell, Lautaro De León, Damián Rodríguez, Javier Rodríguez Galiano, David de la Iglesia, Darío Martínez, Lucas Antaño, Yoel Lago, Breogán Sío, Tobías Recusa y Martín Conde.