Eduardo, el Chacho, Coudet ultima la preparación del duelo contra el Granada, primero del técnico argentino en Balaídos, en busca de un triunfo necesario que se le resiste al Celta desde ya ocho partidos, concretamente desde el pasado 19 de septiembre,cuando derrotó al Valencia (2-1) en la segunda jornada de Liga. Tras sumar apenas 7 de los 30 puntos que se han puesto en juego en el primer cuarto del campeonato y con el equipo instalado desde el pasado domingo en el fondo de la tabla, el Chacho se propone transformar en tres puntos las buenas sensaciones ofrecidas en su estreno liguero en el Ramón Sánchez Pizjuán. Tras recuperar en tiempo récord a Joseph Aidoo, existen grandes posibilidades de que el técnico repita mañana frente al Granada el once que plantó cara al Sevilla el pasado domingo.

A diferencia de lo ocurrido la pasada semana contra los de Julen Lopetegui, el sucesor de Óscar García ha podido preparar a partido a conciencia con casi todos los internacionales que estuvieron concentrados con sus selecciones en el último parón de LaLiga. Hasta ayer, la única excepción era Joseph Aidoo, pero el defensa central ghanés completó con el grupo el exigente entrenamiento vespertino dispuesto por Coudet en la ciudad deportiva de Mos y, tras recibir el alta médica, estará disposición del técnico para el duelo contra los nazaríes.

La celeridad con que el central ghanés se ha recuperado de sus problemas físicos contrasta con el retraso en los plazos de recuperación de Kevin Vázquez y Emre Mor, que siguen al margen del grupo y causarán baja contra los nazaríes. La nota negativa de la jornada la puso, sin embargo, David Juncà, que ha recaído de la lesión sufrida en el hombro la pasada temporada.

El resto del plantel se encuentra a disposición del entrenador argentino, que repetirá o desplegar un once casi calcado al de su debut que, a su vez, fue idéntico al que Óscar García empleó contra el Elche en su último partido al frente el banquillo celeste.

La principal duda frente al Granada estriba en si será Aidoo o Néstor Araújo el que acompañe a Jeison Murillo en el eje de la zaga. No puede descartarse, sin embargo, que el técnico introduzca alguna novedad en el medio campo.

Después de un constante cambio de piezas y esquema con Óscar García, Eduardo Coudet parece haber encontrado un equipo tipo definido sobre el que desarrollar su propuesta de juego, que el nuevo técnico sigue tratando de implantar a marchas forzadas para rescatar al Celta del pozo clasificatorio en el que se encuentra sumido.

Varios pesos pesados del plantel, como Nolito, Denis Suárez o Jeison Murillo han ofrecido algunas pinceladas sobre las pautas de juego sobre las que el Chacho se propone construir el nuevo Celta.

Nolito ha destacado en una entrevista con este diario la determinación con que el técnico ha levantado la moral del grupo y su insistencia a la hora de pedir valentía en el juego con pelota y agresividad en la fase defensiva; Denis ha incidido en declaraciones a la Televisión de Galicia en la necesidad de la presión alta y la intensidad en la marca para recuperar la pelota tras pérdida.

El salcedense ha explicado también que el Coudet ha insistido estos días en la importancia de madurar la jugada en la fase ofensiva. Murillo, finalmente, ha puesto énfasis en Ao Contratataque en el incremento de la carga física en los entrenamientos que ha impuesto el preparador argentino desde su llegada.