01 de marzo de 2020
01.03.2020
Rayo Majadahonda 12Celta B

El Celta B también se abona a la épica

El filial vuelve a ganar a domicilio casi seis meses después tras vencer en Majadahonda con un jugador menos

01.03.2020 | 14:27
Imagen del partido de ida en Barreiro. // A. Villar

El Celta B se contagió del heroísmo del primer equipo para volver a ganar lejos de Barreiro casi seis meses después. Los celestes, que llevaban ocho jornadas consecutivas sin conocer la victoria como visitantes, consiguieron ponerse por delante en el Cerro del Espino frente al Rayo Majadahonda y lograron conservar su ventaja a pesar de quedarse con diez sobre el campo. Rosic, que se hizo enorme bajo los palos, fue el gran artífice de la victoria céltica con cuatro paradones cuando más apretaron los madrileños.

A Onésimo solo le quedaba romper la mala racha del Celta B fuera de casa y lo consiguió. Un triunfo trabajado desde los primeros compases del choque. Habían pasado poco más de cinco minutos cuando Manu Justo culminó una gran jugada de los celestes por la banda derecha. El balón tocó en un defensor del Majadahonda justo antes de colarse en la portería. Mediado el primer tiempo empataron los madrileños con un tanto de Pablo Andrade en una acción a balón parado.


Todo se decidiría después del descanso. El Celta B volvió a ponerse por delante gracias a un tremendo disparo a bote pronto de Javi Gómez desde la frontal. Una gran alegría en el bando celeste hasta que el centrocampista Dani Molina vio la segunda tarjeta amarilla en el minuto 67. Quedaba mucho encuentro por delante y el Rayo Majadahonda fue a por todas. Fue entonces cuando apareció Dragan Rosic. El guardameta serbio abortó hasta cuatro ocasiones claras de los locales y cuando no pudo, le ayudaron los palos (hasta dos veces se encontraron los madrileños con la madera).


Con estos tres puntos los vigueses salen del descenso y miran con optimismo el encuentro de la semana que viene. El Celta B recibe en Barreiro al San Sebastián de los Reyes, colista y al que ya golearon en la ida, con la idea de asentarse en la zona media de la clasificación.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook