23 de enero de 2020
23.01.2020

El Celta cierra la cesión del pivote internacional croata Filip Bradaric

El club vigués incluye en la operación una opción de compra en junio - El fichaje, que pertenece al Cagliari pero jugaba a préstamo en el Hajduk, viajaba ayer a la ciudad

23.01.2020 | 01:43
El internacional croata Filip Bradaric, durante un partido de la Serie A con el Cagliari.

Óscar García Junyent ya tiene al medio centro que tanto anhela. El internacional croata Filip Bradaric, del Cagliari, ha sido el elegido por el club celeste para cubrir la baja de Stanislav Lobotka. El pivote balcánico, que en los últimos meses ha jugado a préstamo en las filas del Hajduk de Split, llegará a Vigo cedido con una opción de compra a final de temporada, según ha podido averiguar este diario de fuentes próximas a la negociación. El futbolista volaba ayer a Vigo, donde hoy pasará reconocimiento médico.

El fichaje del internacional croata se ha sustanciado mediante una cesión con opción de compra a final de temporada cuya cantidad no ha sido desvelada. La negociación de esta opción preferencial de adquisición ha demorado varios días el cierre de la operación.

Según publicaban ayer diversos medios croatas, el Cagliari, con el que Bradaric tiene contrato hasta 2023, ha decidido cortar su préstamo al Hajduk para ceder hasta junio a Bradaric al Celta, que pagará medio millón de euros para cortar la cesión y hacerse con los servicios jugador hasta el mes de junio.

Formado en las categorías inferiores del Hajduk de Split, el equipo de su ciudad natal, Bradaric, de 28 años, cuenta con una considerable experiencia, tanto en la liga croata como en la Serie A italiana, donde defendió los colores del Cagliari, con el que llegó a disputar el pasado curso 27 encuentros.

El inesperado regreso por motivos familiares del belga Radja Nainggolan al Cagliari sobre el cierre del mercado estival -su mujer, natural de la localidad, está enferma- le restó protagonismo en el conjunto italiano y propició su cesión al Hajduk del Split, su equipo de toda la vida, del que es el principal referente. Se le considera, de hecho, uno de los mejores futbolistas de la liga croata, donde ha jugado centenar y medio de partidos, a los que hay que sumar otros seis de clasificación para la Liga de Campeones, dos de Europa League y dos en la Copa de Italia.

El medio centro balcánico cuenta también con un cierta experiencia como internacional absoluto con su país. Bradaric ha defendido la casaca de la selección croata en seis ocasiones y ha participado en el último Mundial de Rusia, donde el conjunto que dirige Zlatko Dali se proclamó subcampeón.

Bradaric debutó con el equipo nacional croata en un encuentro amistoso frente a Irlanda del Norte y ha disputado un total de seis encuentros con la zamarra ajedrezada, cinco de ellos amistosos y uno de la Copa del Mundo, frente a Islandia, donde sustituyó al madridista Luka Modric.

Se trata de un medio centro de corte de cierta envergadura -mide 186 centímetros- que destaca por su buen físico y capacidad en la recuperación de la pelota, cualidades que combina con una fina condición técnica. Los buenos informes que el Celta tenía del futbolista han sido determinantes a la hora de concretar su fichaje.

"Es uno de los mejores jugadores de la Liga. Me gusta mucho. Es un medio centro defensivo, muy posicional. Roba muchos balones y está siempre pendiente de ajustar el equipo. Es un jugador de control y pase más que de grandes conducciones, pero técnicamente es muy bueno. Domina el control y el pase", aseguró ayer el santiagués Dani Iglesias, futbolista del Rijeka,en declaraciones al programa A o Contraatque de la Radio Galega. "Puede ser un buen refuerzo para el Celta porque tiene grandes cualidades", añadió el futbolista formado en la cantera del Deportivo, que ya se ha enfrentado en un par de ocasiones a Filip Bradaric en el derbi entre el Rijeka y el Hajduk.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook