26 de febrero de 2019
26.02.2019

Ipurua teme a un enemigo íntimo

El Celta suma cinco victorias seguidas ante un Eibar cuya afición mantiene buena sintonía con el celtismo - El último triunfo armero fue en abril de 2017, 0-2 en Vigo

26.02.2019 | 02:04
Boufal intenta zafarse del marcaje de Rubén Peña, en el último Celta-Eibar. // Cristina Graña

Ipurua es una de las plazas más acogedoras para el celtismo, que mantiene una estrecha relación con la afición del Eibar. Sin embargo, los resultados en los últimos años no se corresponden con esa buena hospitalidad del club armero, que encadena cinco derrotas consecutivas ante el Celta. De hecho, en Ipurua recuerdan estos días que el último triunfo contra los gallegos se remonta a la temporada 2016-17. Fue en el duelo de Balaídos (0-2), de donde los vascos se llevaron los tres puntos con los goles de Kike García y de Pedro León. El murciano ha vuelto a jugar después de nueve meses encadenando lesiones. Otra preocupación más para el Celta, que estará muy atento a lo que hagan Charles Días y Fabián Orellana, dos excélticos que son piezas fundamentales de un equipo que marcha en mitad de la tabla, con 31 puntos.

Aunque el Celta ocupe la decimoséptima plaza, con 25 puntos, a dos de los puestos de descenso, en Eibar despierta mucho recelo el partido del domingo ante los de Cardoso (12 horas). No es para menos, pues los cinco últimos enfrentamientos han caído del lado celeste, con un balance de goles demoledor: 13 tantos a favor y 1 en contra. La ausencia del lesionado Iago Aspas supone un alivio para los armeros.

A pesar de su mala temporada, el Celta se lució en la primera vuelta en la visita de los azulgranas a Balaídos, donde encajaron una goleada (4-0). Aquella jornada, Iago Aspas celebró con un triplete el nacimiento de su hija. A la fiesta se unió Brais Méndez, que sumaba méritos para debutar con la selección española.

Con su máximo goleador lesionado, el Celta pierde mucho potencial atacante, aunque el curso pasado demostró en Ipurua que con muy poco también es capaz de hacer un gran daño. Lo demostró en última visita a Eibar en Liga. Ocurrió el 24 de septiembre de 2017. Antes del descanso, los célticos ya dominaban por un claro 0-3, con goles de Cabral, Sisto y Tucu Hernández. El festival en jugadas a balón parado lo completó Daniel Wass en el minuto 72. En la segunda vuelta de ese curso, los célticos también salieron victoriosos por un 2-0 en Balaídos.

Armeros y célticos también se encontraron la temporada pasada en la Copa del Rey. El equipo entrenado entonces por Unzué dejó sentenciada la eliminatoria en Ipurua con un 1-2 a favor. En la vuelta ganaron por la mínima, convirtiéndose entonces en el peor rival para los de Mendilibar.

La última buena noticia para el Eibar ante el Celta se remonta a la primavera de 2017, cuando los gallegos celebraban su clasificación para los cuartos de final de la Liga Europa, que arrancaría días más tarde ante el Genk belga. El equipo celeste, dirigido entonces por Eduardo Berizzo, solo pensaba en la competición europea. Soñaba con alcanzar la final de Estocolmo, que rozó tras empatar en Old Trafford ante el Manchester United.

El Eibar aprovechó las distracciones de los locales para llevarse los tres puntos de Vigo. Kike García y Pedro León consiguieron los goles de los azulgranas. Desde aquel 9 de abril de 2017, el Eibar ha cosechado cinco derrotas consecutivas ante el Celta.

Árbitro

El partido del sábado en Ipurua será arbitrado por el madrileño Guillermo Cuadra Fernández. Es el mismo que dirigió el Celta-Getafe. En el VAR estará Alberto Undiano Mallenco.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook