Los servicios de emergencias tuvieron una madrugada de domingo ajetreada en Vilanova. Pasaban unos minutos de las tres de la mañana cuando sonaron los teléfonos en las bases de los Bomberos, Protección Civil y la Guardia Civil, pues se había declarado un incendio en una casa de turismo rural de Baión.

El establecimiento estaba ocupado por un grupo, que presuntamente encendió la chimenea que tiene el establecimiento en un anexo a la construcción donde se encuentran los dormitorios. Por razones que no han trascendido, la llama habría prendido en el forro de madera ornamental que tiene la chimenea, causando un pequeño incendio.

Fueron los propios ocupantes de la casa los que apagaron el fuego, y cuando llegaron los Bomberos del parque de Vilagarcía terminaron de controlar el incendio y desmontaron la estructura. No ha habido que lamentar daños personales.

El MIni que estaba estacionado en Corón, y que recibió el impacto de otro coche Cedida

Se da la circunstancia de que fue el segundo siniestro de estas características que se produce en O Salnés este fin de semana. Y, como el anterior, fue de madrugada. Pero el primero tuvo consecuencias mucho más graves. Se produjo en la cocina de la casa habitada por un hombre de 92 años, en Meis, y este tuvo que ser evacuado al Hospital de Montecelo debido a la inhalación de humo.

Accidentes de tráfico

Mientras, Protección Civil de Vilanova asistió hace unas pocas horas a dos accidentes de tráfico, prácticamente simultáneos. Se registraron en la misma carretera y a menos de medio kilómetro de distancia, aunque no tienen relación entre sí.

El primer aviso se debió a la salida de vía de un Toyota Corolla en la PO-549, a la altura de La Molinera. Al perder el control del vehículo, el conductor chocó contra una farola del alumbrado público, tirándola al suelo. Los daños en la parte frontal del turismo fueron ostensibles, aunque cuando llegaron al punto los servicios de emergencias ya no había nadie en el lugar.

El otro accidente se produjo en la misma carretera, que comunica Vilagarcía con Cambados, pero en esta ocasión en Corón. Consistió en otra salida de vía. En esta ocasión, la conductora y única ocupante de un Citröen Xantia perdió el control del volante y se estrelló contra un Mini que estaba aparcado.

Una vez más, los daños en los vehículos fueron muy severos. La conductora accidentada resultó herida leve, siendo trasladada por una ambulancia del 061.