Suscríbete Faro de Vigo

Faro de Vigo

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Mejores accesos al polígono de Nantes

Las obras se llevarán a cabo en un mes

Los trabajos en el vial del polígono de Nantes están en marcha. | // FARO

Comenzaron a ejecutarse las obras de ensanchamiento y mejora del segundo tramo del vial de Abuín en Dena, que es el que enlaza esta parroquia meañesa con el polígono industrial de Nantes y, a la postre, con el acceso a la autovía do Salnés.

El tramo en cuestión mide 643,54 metros que enlazan las partes bajas de los lugares de Abuín y Dadín, esta última inmediata al municipio de Sanxenxo, en su intercesión con el vial que comunica con el polígono industrial de Nantes. Se trata de un tramo llano, que atraviesa en su parte media con el río Chanca, y para el que se había previsto una partida económica de 58.014 euros. La obra se sufraga merced a una subvención de la Xunta de Galicia que, a través de Axencia Galega de Desenvolvemento Rural (Agader), aporta el 75% de la inversión, y el ayuntamiento de Meaño, que hace lo propio con el 25%.

El proyecto fue adjudicado a la firma Movimientos de Áridos y Construcciones de Arosa S.L., al concurrir con una mejor oferta económica, que era de 57.475 euros, y que rebajaba así en 539 euros el presupuesto técnico de partida.

Además, esta firma de Godos concurría con dos mejoras. Una era la sustitución de los pasos salvacunetas de entradas a fincas, y la construcción de unos nuevos con tubo corrugado de pvc de 315 milímetros de diámetro, y debidamente hormigonados. Y, la otra, incrementar en un centímetro el espesor del aglomerado, que estaba cifrado en cinco.

Las obras, que se iniciaban estos días, disponen de plazo de un mes para su conclusión, contabilizado a partir de la firma del contrato. Las mismas motivan que el vial permanezca cerrado al tráfico mientras duren las obras. Estas se han iniciado con labores de limpieza y desbroce de márgenes y cunetas, con el objeto de ensanchar la calzada.

El siguiente paso es construir las cunetas hormigonadas en ambos lados y, finalmente, completarse dotando a la calzada de una capa de aglomerado caliente, con seis centímetros de grosor, a fin de mejorar el firme existente. Finalmente se dispondrá la correspondiente señalización vertical y horizontal, que en este tramo es imprescindible.

Compartir el artículo

stats