Suscríbete

Faro de Vigo

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Agredido en el concierto de Combo Dominicano: “Estaba fuera de sí y apareció con una botella partida por la mitad"

El menor y seis personas más recibieron cortes con una botella rota en la Festa do Albariño

El joven mostrando las zonas en las que fue herido. | // FARO

La Festa do Albariño registró en la madrugada del pasado martes un altercado entre jóvenes que terminó con hasta siete personas heridas, aunque la mayoría de ellas de forma superficial.

El más perjudicado fue un joven vilagarciano de 17 años, al que reconoceremos como Luis como nombre ficticio para mantener la privacidad del menor. Un corte en el antebrazo que requirió de 13 puntos de sutura y otro en el abdomen, de apenas un centímetro, fue el resultado de los cortes que le profirió el agresor durante el concierto del Combo Dominicano.

Estado que presentaba la ropa del joven tras la agresión.

Estado que presentaba la ropa del joven tras la agresión. FDV

En la versión de lo sucedido, el joven agredido recuerda como “estábamos delante del escenario y llegó el individuo. Lo primero que hizo fue tocarle el culo a mi novia, siguió buscando problemas y después agarró a otra amiga por el cuello porque no le quiso dar un pitillo”.

Tras recriminarle su actitud el grupo de amigos formado por unas diez personas, el joven de 18 años vecino de Pontevedra, “se fue del lugar, pero volvió a aparecer al poco rato. Como estaba muy borracho siguió en la misma actitud buscando claramente un enfrentamiento. Le dijimos que se fuera, que nos estaba molestando y se volvió a ir”, afirma Luis.

El agresor empezó a abalanzarse sobre los que estábamos allí y trató de rajarnos a todos

decoration

Minutos después, el agresor de origen venezolano volvió al lugar acompañado de otros dos jóvenes. Ese fue el momento en el que se desencadenó la agresión. “Estaba totalmente fuera de sí y apareció con una botella de cerveza partida a la mitad. Los otros dos que le acompañaban apenas se enfrentaron a nadie, pero el agresor empezó a abalanzarse sobre los que estábamos allí y trató de rajarnos a todos”, apunta el joven.

La tensión del momento hizo que el propio agredido no se diese cuenta de que había sido herido, “me di cuenta cuando vi la sangre en la botella. Miré para el brazo y para la barriga y estaba perdiendo mucha sangre. Tenía la camiseta empapada. De mi grupo también hirió a otras cinco personas y a dos más que no las conocíamos”, confirma Luis.

El corte del brazo requirió de trece puntos de sutura.

El corte del brazo requirió de trece puntos de sutura. FDV

Añade el joven que “después de todo acabo escapándose, aunque después lo detuvieron. Yo me fui directo al PAC de Cambados, me hicieron las curas del brazo y del abdomen, pero me dijeron que me fuera al Hospital do Salnés porque el corte del brazo era grande. Además, uno de mis amigos también tuvo un corte en las costillas que se quedó muy cerca de afectarle al pulmón. Pasamos un mal trago tremendo”.

Uno de mis amigos también tuvo un corte en las costillas que se quedó muy cerca de afectarle al pulmón

decoration

Luis también hizo una valoración de la seguridad necesaria en este tipo de eventos reconociendo que “entre tanta gente siempre puede haber alguien que quiera crear problemas”. A ello añade que “ahora muchísima gente joven lleva navajas encima. Es algo que parece que se ha puesto de moda y son muchísimas las navajas que se ven entre los jóvenes”.

Compartir el artículo

stats