Suscríbete

Faro de Vigo

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El pulpo se va de vacaciones tras pulverizar los registros de 2021

La veda se extiende desde el día 20 hasta el 4 de julio

Pesca de pulpo en la ría de Arousa. INAKI ABELLA DIEGUEZ

Aunque ya se había avanzado, la Consellería do Mar confirmó ayer que, de acuerdo con el sector pesquero, a las 16.00 horas del día 20 comenzará una nueva veda con la que favorecer la recuperación del pulpo.

Si bien es cierto que las capturas desembarcadas ese último día podrán ser comercializadas también el siguiente en las lonjas que tradicionalmente operan los sábados. 

Una medida aplicable tanto a la captura profesional de pulpo –con nasa o cualquier otro recurso– como a la pesca marítima de recreo que parece dar buenos resultados.

Prueba de ello es que después de que saltaran todas las alarmas, a causa de la escasez de cefalópodo en los últimos años, resulta que en lo que va de ejercicio se ingresaron más de 8 millones de euros en las lonjas gallegas, es decir, el doble de lo obtenido en el mismo periodo de 2021.

Dicho de otro modo, que de 555 toneladas de pulpo entre enero y mediados de mayo de 2021 se pasó en este 2022 a 900 toneladas de cefalópodo, de ahí que la recuperación del mismo parezca encarrilada.

Y lo parece en todas las rías, de ahí que Arousa vendiera este año 139 toneladas, por importe de 1,4 millones de euros; mientras que en la ría de Pontevedra fueron 88 toneladas y casi un millón de euros. La misma facturación que en la de Vigo, cuyas lonjas despacharon 105 toneladas.

De seguir así las cosas, al cierre de este ejercicio podrían igualarse o, quizás, superarse, los buenos resultados del año pasado, que se completó con más de 15 millones de euros (1.739 toneladas).

Venta pulpo en la plaza de abastos. INAKI ABELLA DIEGUEZ

Pero no hay que bajar la guardia, de ahí esta nueva veda, que se prolongará hasta las 5.00 horas del 4 de julio, tal y como consta en el plan experimental para la gestión de esta especie publicado esta misma mañana en el Diario Oficial de Galicia.

Así pues, advierten en Mar, “las embarcaciones dedicadas a la captura de este cefalópodo con nasas deberán retirarlas de su caladero y llevarlas a puerto”. 

Los topes previstos a partir del 4 de julio

Según el citado plan, cuando termine la veda, el 4 de julio, podrán capturarse 30 kilos de pulpo por barco y día, junto a 30 kilos más diarios por cada tripulante enrolado a bordo, hasta un máximo de 210 kilos por jornada. 

Pero solo hasta el 31 de agosto, ya que a partir de ese momento la cota máxima de captura será de 50 kilos por embarcación y día, con 50 kilos más por tripulante a bordo, hasta un máximo de 350 kilos en cada jornada de trabajo.

Asimismo, el plan consensuado entre las cofradías y la Consellería determina que el horario de actividad para el manejo de la nasa de pulpo irá desde las 06.00 hasta las 16.00 horas, permitiéndose a las naves salir de su puerto a las cinco de la madrugada.

12

El pulpo gallego se despide de las lonjas hasta julio Gonzalo Núñez

Entre cabo Silleiro y Corrubedo las nasas tendrán que levantarse y llevarse a puerto todos los días.

A excepción de la zona entre cabo Silleiro y Con da Aguieira, ya que si están caladas en fondos superiores a los 20 metros podrán permanecer en el agua incluso durante el período de descanso semanal. 

Compartir el artículo

stats