Suscríbete

Faro de Vigo

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El Concello cambadés ofrece sus recursos sociales a la familia de Miguel Lumbres

El alcalde está en contacto permanente con los allegados del pescador

Minuto de silencio en Cambados por las víctimas del “Villa de Pitanxo”. | // IÑAKI ABELLA

La desaparición de Miguel Ángel Lumbres Cumpa tras el naufragio del “Villa de Pitanxo” no solo ha sumido a su familia en un enorme dolor por la pérdida de un ser querido; también les aboca a una situación de incertidumbre económica, pues en estos momentos Lumbres aportaba el único sueldo a la familia, y el matrimonio tiene dos hijos en edad de estudiar. Por ello, el Ayuntamiento de Cambados ha ofrecido a la familia todos sus recursos sociales. Así lo prometió en su momento el alcalde, Samuel Lago, y así lo refrenda el edil de Servicios Sociales, Fernando Patricio: “Nos vamos a volcar con ellos”.

El edil explica que una trabajadora social ha visitado ya a la mujer y los hijos de Lumbres, y que va a estudiar con detalle todas las ayudas a las que puedan optar, entre ellas las relacionadas con el pago del alquiler.

Lo que se pretende es evitar situaciones de indefensión, que se producen en mayor medida cuando el cuerpo del pescador no ha podido ser recuperado, y hay que esperar a la declaración judicial de fallecimiento. Este apoyo social, y el consuelo es lo más que puede hacer la administración municipal en estos momentos por los familiares de Miguel Ángel Lumbres, el pescador peruano afincado en Cambados desde hace 14 años que sigue desaparecido desde el hundimiento del barco en Terranova.

Sus allegados están muy pendientes de las labores de reconocimiento de los cuerpos que han sido rescatados, pero que todavía no han sido identificados. Son momentos duros y de una enorme tensión.

Samuel Lago está actuando también como intermediario entre la familia y la administración. Ayer mismo, recibió la llamada de la embajadora de Canadá en España, que le pedía que le transmitiese su pésame a la familia de Lumbres. En la misma llamada, la diplomática aseguraba que su país había hecho todo lo posible por recuperar los cuerpos del mar, y que de hecho había mantenido el dispositivo durante 37 horas, cuando su protocolo establecía un máximo de 24.

A última hora de la tarde, el alcalde indicó asimismo que el Ministerio de Pesca se ha puesto en contacto con barcos que están faenando en el Atlántico Noroeste, para abordar con ellos la posibilidad de que se sumen a las tareas de búsqueda. Asimismo, las autoridades gallegas y españolas están barajando la posibilidad de fletar un avión directo desde Terranova.

Compartir el artículo

stats