Suscríbete

Faro de Vigo

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Prórroga para construir el albergue de peregrinos de Carril, que debería estar terminado dentro de tres días

El alojamiento tiene que estar listo antes del 31 de julio para no perder la subvención provincial que financia la obra

Estado actual del edificio donde se abrirá un albergue de peregrinos, en la maltrecha Casa da Cultura de Carril. Iñaki Abella

El próximo domingo el albergue de peregrinos de Carril debería estar terminado. Pero no será así. Las obras acumulan un importante retraso, por lo que la empresa adjudicataria ha solicitado al Concello de Vilagarcía una prórroga de cuatro meses para concluir la reforma, contratada por 529.064 euros que se financiarán con una subvención de la Diputación de Pontevedra. La actuación debe estar finalizara antes del 31 de julio para no perder la ayuda.

La prórroga ha sido autorizada en una reciente junta de gobierno local y cuenta con informes favorables (del 11 de enero de 2022) del director de obra y del de ejecución de material. “La inversión de referencia está financiada con cargo al Plan de Obras e Servizos 2020, terminando el plazo de ejecución de las inversiones el 31 de julio de 2022, por lo que, en principio, no existiría inconveniente en la ampliación solicitada”, reza el acuerdo del ejecutivo socialista.

Así, Obras Gallaecia S.L. tiene ahora un nuevo plazo concedido: debe terminar el albergue el 13 de junio, por lo que la infraestructura turística con vistas a la isla de Cortegada y a la ría de Arousa podría ponerse en funcionamiento en verano.

Marconsa renunció

Marconsa ganó el concurso público, pero presentó su renuncia y el 8 de febrero de 2021, hace justo un año, se corrió la lista y la rehabilitación se readjudicó a la segunda firma con mayor puntuación (Gallaecia).

Plazo de ejecución de 10 meses

El contrato con esta constructora se rubricó el 5 de marzo. El plazo de ejecución de la obra es de diez meses, pero el acta de replanteo no se firmó hasta el 13 de abril. El periodo para finalizar los trabajos expiraría el 13 de febrero de 2022, es decir, dentro de tres días. Ya el verano pasado el Partido Popular advirtió del retraso de las obras.

Capacidad para 30 peregrinos

La creación del albergue de peregrinos de Carril es uno de los proyectos más ambiciosos del gobierno de Alberto Varela para el actual mandato y tiene como objetivo impulsar al sector turístico local aprovechando la tradición xacobea de Vilagarcía, punto de inicio de la Ruta marítimo-fluvial do Mar de Arousa-Ulla.

El albergue se está construyendo en la estructura inacabada con la que en su día se iba a ampliar la Casa da Cultura de Carril.

La idea es que el edificio del albergue, de 443 metros cuadrados, parezca un mirador a la ría

decoration

El arquitecto Iago Fernández Puentes es el autor del proyecto de reforma del edificio para convertirlo en un moderno y funcional albergue de 443 metros cuadrados, con capacidad para 30 personas y dotado de todos los servicios necesarios.

La idea es que el edificio resultante parezca un mirador a la ría, perfectamente integrado en el entorno e inspirado en la arquitectura popular gallega tradicional de las villas marineras. El albergue contará con bajo, primera planta y bajocubierta, así como con un terreno aledaño que se aprovechará como zona de recreo.

El alojamiento para peregrinos se diseñó bajo criterios de funcionalidad, eficiencia y calidad, y contará con todos los servicios que precisan unas instalaciones de estas características.

El albergue dispondrá de recepción, botiquín, zonas de estar, aseos, duchas, taquillas, dormitorios, lavandería, almacén, guardabicis, terrazas y zona verde.

Todos los locales del edificio, incluidos los dormitorios y los aseos, cumplen con la normativa vigente de accesibilidad y eliminación de barreras arquitectónicas para personas con limitaciones de movilidad.

Trabajos de restauración de la fachada, ayer. | // IÑAKI ABELLA

Comienzan los injertos en la fachada de la Parroquial

Los trabajos para retirar la simbología falangista de la fachada de la iglesia parroquial de Santa Eulalia de Arealonga ya finalizaron y actualmente Iria López y su equipo están volcados en la restauración del muro. De hecho ya se pueden observar los primeros injertos de piedra en los huecos que han dejado las placas de los “caídos”, las cuales fueron desprendidas a trozos porque estaban muy incrustadas en la fachada.

Los restauradores colorearon los nombres con tiza para tomar una fotografía y archivar la documentación.

Los expertos se sirven de un elevador para poder alcanzar algunas partes del monumento falangista, puesto que la cruz medía más de cuatro metros de altura. Además de la cruz y las placas de los “caídos”, también fue retirada la corona que abrazaba la primera.

Compartir el artículo

stats