Suscríbete

Faro de Vigo

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Más hoteles abiertos en invierno y comercios operativos las noches de verano

Clientes en el restaurante Solaina durante las jornadas del centollo, que finalizaron ayer. | // M. MÉNDEZ

O Grove es una potencia turística que no deja de crecer, ni siquiera en pandemia, y jornadas promocionales como las de exaltación del centollo, finalizadas ayer, resultan un rotundo éxito, por lo que, junto con la Festa do Marisco, los barcos de pasajeros, A Toxa y otros atractivos, contribuyen a que la localidad reciba a cientos de miles de visitantes, un año tras otro.

Pablo Agrelo (2º d.) y otros participantes en las jornadas. | // ABELLA

Pero Empresarios Grovenses de Bens e Servicios (Emgrobes) quiere más y cree posible mejorar el rendimiento en todos esos ámbitos, sacando mayor partido aún al indudable tirón turístico del que hace gala este municipio.

A modo de ejemplo, la patronal baraja que los comercios, o una parte de los mismos, abran en horario nocturno durante el verano, “aprovechándose así de una clientela que por las tardes no compra porque está en las playas”.

Al igual que lamenta Emgrobes que una buena parte de los hoteles cierren sus puertas en cuanto finaliza la temporada alta, normalmente después de la Festa do Marisco, ya que esto supone perder clientela en otoño e invierno.

"Cambio de hábitos"

De lo que se trata, y en ello trabajan los dirigente de esta entidad y diferentes miembros de la hostelería y el comercio local, es de “aplicar un cambio de hábitos”.

Centollos cocidos en el restaurante Solaina de O Grove. M.M.

Así lo entiende José Besada, el presidente de Emgrobes, convencido de que “no es buena idea que todos los hoteles cierren al mismo tiempo, cuando llega el invierno, por lo que entre todos debemos buscar la forma de escalonar esos cierres y mantener siempre una elevada oferta de alojamiento”.

El máximo representante de la patronal también alude al tejido comercial, para señalar que “es una pena ver calles completamente vacías en verano y comercios gastando luz o pagando empleados sin clientes dentro porque todos estén en las playas”.

Turistas en O Grove durante las jornadas del centollo. M. Méndez

Una buena alternativa sería, a su juicio, “abrir de seis a once o doce de la noche, por ejemplo, para así atraer a los clientes cuando regresan de las playas y salen a pasear o cenar, generando así más riqueza y animando mucho más las calles de nuestro pueblo”.

“Las jornadas del centollo y las luces de Vigo llenaron negocios”

Las jornadas de exaltación del centollo ofrecen un balance altamente positivo, aunque podría haber sido mucho mejor si todos remáramos en la misma dirección”. Quien así se pronuncia es José Besada, el presidente de Emgrobes, convencido de que las actividades promocionales organizadas por su entidad y la posibilidad de saborear el “rey de los mariscos” en los “hoteles y restaurantes centoleiros” sirvieron para “llenar muchos negocios”.

17

La campaña del centollo de O Grove arranca con 4 toneladas el primer día Iñaki Abella

Lo mismo opina Pablo Agrelo, el representante de la hostelería en Emgrobes, quien también destaca que, como avanzó FARO DE VIGO hace días, ayudó mucho el alumbrado de Navidad en Vigo, ya que muchos clientes compaginaron la visita a la ciudad olívica con la estancia en tierras mecas.

Es por ello que hace “un balance muy positivo” que achaca tanto al tirón de O Grove como a “la gran calidad de nuestro centollo, de ahí que a pesar de la pandemia las jornadas fueran un acierto enorme y llenaran hoteles y restaurantes, sobre todo en el puente y los findes”.

Compartir el artículo

stats