Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La estación de autobuses ya se pone (por fin) decente

Fotografías aportadas por Esquerda Unida hace unos meses para denunciar la situación de abandono que se vive en la estación de autobuses grovense.

Vecinos, visitantes y grupos políticos de la Corporación como Esquerda Unida denunciaron en repetidas ocasiones durante los últimos años el deficiente y preocupante estado de conservación de la estación de autobuses de O Grove, situada en el puerto de O Corgo. Y ahora la Xunta no solo asume que esos problemas existen, sino que se dispone a subsanarlos.

La estación de autobuses grovense.

Lo hace destinando unos 48.000 euros a una serie de obras que ya han dado comienzo y tratarán de acabar en apenas dos meses con la imagen de abandono y suciedad que presenta esta instalación, desde luego impropia de un municipio turístico como este.

Se trata, en consecuencia, de una buena noticia para la localidad, que por fin podrá ver como se “lava la cara” de este inmueble enclavado en terrenos del ente público Portos de Galicia y habilitado por la propia Xunta, que lo inauguró en 2002 de la mano del entonces conselleiro Xosé Cuiña.

Dos décadas y unas cuantas reformas y modificaciones después, es momento de afrontar la limpieza de la cubierta y los canalones, acabar con las filtraciones de agua, combatir la oxidación de las estructuras metálicas y, sobre todo, mejorar los aseos y mejorar los andenes.

Esa es la intención de la Consellería de Infraestruturas e Mobilidade, que de este modo dice “seguir trabajando en la conservación y mantenimiento de las terminales de autobuses de la comunidad con el propósito de facilitar el acceso de los ciudadanos a los servicios de transporte público”.

Compartir el artículo

stats