Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Vilagarcía vuelve a recibir cruceristas

Los arousanos disfrutaron de la presencia de los cruceros en el puerto. Iñaki Abella

Cierto es, como lamentan algunos, que muchos de los cruceros que se acercan a Vilagarcía apenas generan impacto en la economía local, ya que sus tripulantes solo ponen pie a tierra para subirse a un autobús que los lleve a Santiago, antes de regresar al barco y marcharse por donde habían venido. Pero también lo es que hay otros cuya tripulación sí consume en la ciudad, a lo que hay que añadir el impacto que la presencia de esos grandes barcos puede suponer desde un punto de vista promocional.

De ahí la trascendencia de acontecimientos como el vivido ayer, cuando dos grandes naves amarraron en el puerto vilagarciano para inaugurar así una nueva temporada crucerista y retomar una actividad que se había bloqueado a causa del coronavirus.

El “Bolette”, de bandera bahameña y 237 metros de eslora, que llegó con 480 cruceristas. Iñaki Abella

No eran otras que el “Bolette”, de bandera bahameña y con 237 metros de eslora, y el “Marina”, que hizo escala en la ciudad procedente de Gijón, con 477 pasajeros a bordo, la mayoría de nacionalidad estadounidense.

El primero, perteneciente a la compañía Fred Olsen, llegó con 480 cruceristas, en su mayoría de nacionalidad británica, de la mano de la consignataria Hermanos García Reboredo.

Se adentró en la ría de Arousa procedente de Motril (Granada) y antes de continuar viaje hacia el puerto de Dover.

El buque "Marina", procedente de Gijón y con 477 pasajeros a bordo, la mayoría de nacionalidad estadounidense. Iñaki Abella

Por su parte, el “Marina”, de la compañía Oceania Cruises, con bandera de las islas Marshall y 239 metros de eslora, hizo escala en Vilagarcía con la consignataria por PJ Carrasco.

Según indicaron desde el Puerto de Vilagarcía, parte de los cruceristas iban a participar en las excursiones que se organizan en estos casos para mostrarles Vilagarcía, la comarca, Pontevedra, Santiago o incluso A Coruña.

Una pareja trata de captar los buques mientras se hace un selfi. Iñaki Abella

Cuando esto sucede, los pasajeros que no participan en tales excursiones tienen a su servicio lanzaderas que operan entre los muelles y el centro urbano, así como una parada de taxis provisional.

El estreno de José Manuel Cores Tourís

En definitiva, que la de ayer fue una visita doble que despertó enorme expectación y provocó la lógica alegría en la Autoridad Portuaria de Vilagarcía, siendo ésta la primera llegada de cruceros desde que José Manuel Cores Tourís es su presidente.

José Manuel Cores Tourís, presidente.de la Autoridad Portuaria de Vilagarcía, con representantes de las consignatarias y los capitanes de los buques, en el intercambio de metopas. FdV

Como también fue la primera vez que el “Marina” y el “Bolette” hicieron escala en Vilagarcía, por lo que se decidió organizar un acto protocolario de intercambio de metopas a pie de muelle.

Lo que no se organizó esta vez, a causa del mal tiempo, fue la exhibición de baile gallego con la que se suele despedir a los pasajeros de cruceros desde el puerto arousano.

Compartir el artículo

stats