Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Vilagarcía también inicia la temporada de baño con déficit de socorristas

Los socorristas que iniciaron la temporada del verano pasado en la playa Compostela.

Los socorristas que iniciaron la temporada del verano pasado en la playa Compostela. Noé Parga

Vilagarcía comienza la próxima semana la temporada de baño con una plantilla de nueve socorristas para atender las tres playas que contarán con este servicio (Compostela, O Campanario en Bamio y O Preguntoiro en Vilaxoán). Se trata de un cuadro de personal de menores dimensiones que las necesarias, puesto que el Concello realizó una convocatoria de doce plazas, las mismas que los últimos veranos.

Las pruebas se llevaron a cabo la semana pasada; el jueves la teórica y el viernes la práctica. El responsable del Servizo Municipal de Emerxencias e Protección Civil, Francisco Javier Guillán Busto, señala que las tres vacantes se intentarán cubrir con una nueva convocatoria -abierta- que probablemente hasta principios de julio no pueda resolverse, por lo que la temporada arrancará con nueve vigilantes en las playas vilagarcianas.

La nueva caseta de vigilancia de la playa de O Campanario, en Bamio. Noé Parga

A este primer procedimiento se presentaron once aspirantes, pero dos no superaron el examen teórico, por lo que realizaron los ejercicios físicos en la playa Compostela nueve y todos ellos aprobaron.

Ravella pide ayuda cada año a la Xunta para pagar el servicio de socorrismo, pero no le suele otorgar toda la subvención solicitada. De hecho el año pasado pidió doce socorristas por tres meses y le concedió ocho por dos, por lo que la Administración municipal asumió el coste para poder contar con los recursos humanos necesarios. Este verano si la resolución va en la misma línea, el Concello tendrá que volver a sufragar el importe extra.

La caseta de Vilaxoán

Por otra parte, el Ayuntamiento ha solicitado una subvención de 12.813,9 euros a la Diputación para renovar el puesto de socorrismo de la playa de O Preguntoiro, que ya está colocado y se estrenará en la época estival.

Según consta en la documentación del próximo pleno municipal, el ente provincial autorizó la cuantía con cargo al Plan Concellos pero rechazó la ampliación del plazo solicitada por Ravella para justificar la ayuda, una demora que el gobierno vilagarciano justifica en la imposibilidad de fabricar la caseta en tiempo debido a la pandemia de COVID en Angola, el país donde se realizan los trabajos de construcción del puesto de socorrismo.

El Ayuntamiento presentó un recurso de reposición que en marzo fue desestimado por la Diputación y en mayo presentó alegaciones contra la resolución de la presidenta provincial.

Se anula la partida destinada a comprar un local para el Punto de Encuentro

Ante la previsión de que la caseta tendrá que ser costeada con fondos propios, el ejecutivo socialista incluye los 12.800 euros en una modificación de crédito que lleva el jueves a pleno.

Así, dentro de los casi 250.000 euros que cambian de destino, se consigna dinero también para el plan de movilidad (20.000 euros), la guardería de Vilaxoán (72.210,33), para la mejora del camino de Santa María (67.138,07), para el modificado del contrato de la obra de la terraza del Auditorio (19.043), para nuevas luminarias sostenibles (23.369,33) y para la reparación de tres carrozas de los desfiles (35.000).

Entre otras partidas, se anulan 100.000 euros de la compra de inmueble para la creación de un Punto de Encuentro y 81.000 euros del servicio de Obras.

Compartir el artículo

stats