Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Identifican a autocaravanistas portugueses retirando marisco en O Bao

Marisco interceptado a una pareja de autocaravanistas portugueses.

Marisco interceptado a una pareja de autocaravanistas portugueses.

Una pareja de autocaravanistas portugueses fueron identificados ayer por los vigilantes de la Cofradía de A Illa cuando se encontraban extrayendo marisco de la playa de O Bao. Los vigilantes los interceptaron cuando regresaban a la autocaravana, estacionada en el parking de O Bao y les encontraron casi tres kilogramos de marisco, de diferentes especies. Los guardias rurales cursaron un expediente de sanción que será remitido a la Guardia Civil.

El patrón mayor de A Illa, Juan José Rial Millán, apuntaba ayer que “todavía estamos a principios de junio y ya nos hemos encontrado con un buen número de furtivos de bañador, varios de ellos procedentes de las autocaravanas que estacionan en la zona de O Bao”. La pareja de portugueses argumentó que desconocía que no se podía extraer el marisco de las playas, haciendo caso omiso a los carteles que hay en todos los accesos al arenal donde se especifica claramente que está prohibido mariscar. “Es habitual que, cuando los coges en plena actividad recurran a que desconocen las normas, que no entienden, etc, pero después ves como mandan a sus hijos pequeños con el cubo de playa a seguir retirando marisco, un acto que es de vergüenza ajena”. En los últimos años, las mariscadoras de A Illa afrontan cada verano con el temor de ver esquilmados los bancos marisqueros que tanto cuidan y que son fundamentales para sus ingresos económicos debido a la presión del furtivismo de bañador”. Millán insiste en que “las mariscadoras están hartas de tener que vigilar todos los veranos y de los constantes enfrentamientos en las playas con gente que se niega a valorar el trabajo que desarrollamos”.

Compartir el artículo

stats