Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Los Maios resisten al COVID en formato virtual y con ornamentación en las calles

La Banda dos Maios creada para la ocasión interpretó las coplas de los participantes en el certamen “on line” | Se emitió un programa en redes

El Concello de Vilagarcía colocó composiciones florales en las zonas peatonales.   | // NOÉ PARGA

El Concello de Vilagarcía colocó composiciones florales en las zonas peatonales. | // NOÉ PARGA

Para mantener la tradición, el Concello de Vilagarcía no renunció a suspender la Festa dos Maios con motivo de la pandemia. Eso sí, tuvo que adaptarla a la situación sanitaria, de forma que la Concejalía de Cultura que dirige la socialista Sonia Outón volvió a repetir la experiencia del año pasado, cuando esta fiesta con la que se da la bienvenida a la primavera coincidió con el confinamiento. Por tanto este año se celebró el segundo certamen virtual, al que se presentaron 200 trabajos, la inmensa mayoría (180) elaborados por menores de 18 años y 20 por adultos.

Tanto las fotografías de las composiciones florales como las letras de las coplas se difundieron en las redes sociales del Ayuntamiento, en las que se emitió un programa especial a la una de la tarde, concretamente en Facebook. Ahí, la Banda dos Maios interpretó algunas de las letrillas presentadas por los participantes en el certamen virtual (todos ellos recibieron una rosca en sus domicilios).

La Banda dos Maios es un grupo musical que se creó expresamente para la ocasión. Está integrada por Pili Bernárdez, María Bermúdez y Loli Camiña (tres miembros de As Cantareiras Bulideiras, de Fontecarmoa); Dani Barreiro & Friends y Borja García Paz.

La agrupación consiguió musicar una selección de coplas en tiempo récord, puesto que el plazo de presentación de las letras terminó el miércoles por la noche.

Además de la programación a través de internet, el Concello de Vilagarcía ambientó las calles del centro con los tradicionales ramos de xestas que según dice la tradición se colocan cada primero de mayo para espantar a las brujas y malos espíritus. A ello hay que sumar cuatro Maios cónicos de tres metros de altura que se repartieron en la plaza de Galicia, en la intersección de las calles Castelao y Xeneral Pardiñas (frente al antiguo Casino), en el cruce de Rey Daviña con Castor Sánchez y en la entrada del parque Miguel Hernández.

Compartir el artículo

stats