Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Cierre perimetral en O Grove al dispararse al nivel máximo de restricciones y A Illa sube al alto

La vacunación en el pabellón de Fexdega durará toda la semana, hasta el sábado a mediodía. Noé Parga

El comité clínico reunido ayer por la tarde decidió elevar a O Grove y a A Pobra do Caramiñal al nivel máximo de restricciones, por lo que sendos municipios bañados por la ría de Arousa quedarán cerrados perimetralmente desde las 00.00 horas del viernes, se prohibirán las reuniones de no convivientes y la hostelería deberá cerrar sus puertas.

Otro cambio destacado es que A Illa sube dos peldaños de golpe hasta el nivel alto, por lo que sus bares y restaurantes solo podrán trabajar en terraza, mientras que los de Sanxenxo retomarán la actividad en interior al descender este concello al nivel medio, en el que se mantiene Meis sin cambios.

28

Vacunación masiva en Fexdega Noé Parga

La situación más alarmante de la comarca está en O Grove, con una incidencia a catorce días de 351 casos por 100.000 habitantes (40 diagnósticos), pero lo que es más preocupante, de 304 a solo siete días (34 nuevos positivos), según los datos facilitados por el alcalde, José Cacabelos, que antes de la celebración de la reunión de expertos ya daba por hecho de que, como mínimo, O Grove subiría al nivel alto, si bien la decisión adoptada por el comité clínico ha sido más dura al ascender a la localidad al nivel máximo de restricciones.

Cribado de 19 a 49 años

El municipio grovense alcanzaba ayer los 40 casos activos, cuatro más en veinticuatro horas. Lleva varios días experimentando una vertiginosa escalada que ha llevado al Sergas a tomar medidas. Además de subir de nivel de riesgo COVID, las autoridades sanitarias también han decidido llevar a cabo distintos cribados en la localidad meca para detectar posibles asintomáticos.

Tanto la subdirectora de Prestación Farmacéutica del área sanitaria de Pontevedra-O Salnés, María del Carmen Val, como el regidor Cacabelos ofrecían ayer los detalles de los cribados. En principio se harán dos: uno en los centros educativos y otro entre la población de entre 19 y 49 años.

En los centros educativos

Con respecto a los colegios, las pruebas se realizarán hoy entre la comunidad educativa del CEIP Conmeniño (110 alumnos) y del IES Monte da Vila (428), y mañana le tocará el turno al colegio Rosalía de Castro (271 escolares) y al instituto As Bizocas (293 estudiantes).

Mañana por la tarde arrancará el cribado poblacional, que se extenderá hasta el sábado (todo el día) y tendrá lugar en el pabellón viejo de Monte da Vila, según precisó el alcalde grovense, José Cacabelos. El Sergas citará a unos 2.600 vecinos vía SMS, que sumadas a las PCR que se prevén realizar en los centros escolares, se superarán las 3.600 personas.

A Illa, con 12 positivos

El segundo concello de O Salnés con peor evolución es A Illa al contabilizar un total de 12 casos activos, lo que supone uno más que el lunes. Con respecto a su incidencia acumulada, según el mapa COVID del Sergas oscila entre 125 y 250 positivos por 100.000 habitantes a siete días.

También Vilanova experimentó ayer un incremento, concretamente de 7 a 9 contagios, aunque continúa situado en el nivel medio-bajo, como los demás municipios de la comarca a excepción de O Grove, A Illa, Sanxenxo y Meis.

Vilagarcía registra 18 casos activos, los mismos que el día anterior, y también se mantienen sin cambios Ribadumia con 3 positivos, Cambados con 10, Meaño con 3 y Sanxenxo con 37. Meis no publicó ayer sus datos actualizados.

El conselleiro de Sanidade, Julio García Comesaña, ofrecerá hoy a mediodía una rueda de prensa en la que dará todos los detalles y la situación actualizada.

Así, quedan en el nivel máximo O Grove y A Pobra do Caramiñal; en el alto A Illa de Arousa, A Pobra do Brollón, Rábade, O Irixo, Monterrei y Carral; y en el medio Beade, Cortegada, Padrenda, O Carballiño, Boimorto, Sanxenxo, Meis, Cangas, Gondomar, Moaña y Baiona.

Al principio hubo que esperar, pero pronto se solventó el problema. | // NOÉ PARGA

Agilidad para vacunar a más de 300 personas en Fexdega

La vacunación masiva que ayer arrancó en las siete áreas sanitarias de Galicia tuvo en O Salnés como escenario el pabellón de Fexdega, ya que el Concello de Vilagarcía volvió a colaborar cediendo las instalaciones y aportando personal del Servizo Municipal de Emerxencias que se encargó de controlar los accesos. En esta primera jornada se citaron entre las 16.00 y las 20.00 horas a más de 300 personas de entre 60 y 65 años (nacidas entre 1956 y 1961).

El proceso continuará hoy y mañana y finalizará el sábado al mediodía con una previsión de unos 2.500 vecinos citados a lo largo de la semana, tanto de entre 60 y 65 años como también con edades comprendidas entre 75 y 79 (nacidos entre 1942 y 1946). Los primeros se inmunizan con AstraZéneca y los segundos con Pfizer.

Aunque la vacunación comenzó con cierto retraso, pronto se resolvieron los problemas (al parecer informáticos) y el proceso fue tomando agilidad, hasta el punto de que hubo personas que fueron vacunadas antes de la hora de su cita. Había tres puestos que funcionaban simultáneamente. Por tanto la logística en este primer día podría decirse que aprobó con nota.

Según anunció ayer el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, la previsión es que en agosto esté vacunada el 70% de la población española, si bien todo dependerá de las dosis que vaya llegando.

Compartir el artículo

stats