Suscríbete

Faro de Vigo

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La segunda vida del mejillón

Imagen de archivo de una visita de la conselleira a los cultivos en long-line de Proinsa, en Ares-Betanzos. FdV

Productores, depuradores, transformadores, universidades, administraciones y todo tipo de centros u organismos ligados al I+D+i siguen buscando fórmulas para alcanzar la meta “cero vertidos” en las labores de pesca, marisqueo y acuicultura.

Buen ejemplo de ello son la cantidad de proyectos que se llevan a cabo desde hace años para valorizar la concha de mejillón una vez cocido y los restos que genera el laboreo, es decir, para que, como se dice que sucede con el cerdo, al “oro negro” de batea pueda aprovechársele absolutamente todo, “hasta los andares”, aunque en este caso con biso en vez de pezuñas.

31

La descarga de mejillón también genera residuos que pueden ser revalorizados Manuel Méndez

Sirva como ejemplo que, como ya se avanzó en FARO DE VIGO, el Centro Tecnológico de Investigación Multisectorial (Cetim) y el cocedero de mejillón Vitalmar desarrollan el proyecto Mexigal, la iniciativa de la firma porriñesa Ceamsa que busca 43 millones de los fondos europeos Next Generation para para elaborar fertilizantes orgánicos e inorgánicos aplicables a la agricultura ecológica a partir de la valorización de algas, concha de mejillón y demás restos del procesado de marisco.

"Al reutilizar derivados del mejillón se les da una segunda vida y se genera una oportunidad en beneficio del conjunto del sector"

Rosa Quintana - Conselleira de Mar

decoration

Un paso más en la carrera por la valorización de los residuos.

Es, en consecuencia, un paso más en la carrera por la valorización de los residuos. Y de ello se hace eco la Consellería do Mar tras la visita de su titular, Rosa Quintana, a las instalaciones del cocedero lucense Vitalmar, dependiente del grupo Proinsa, al que muchos conocerán por su histórica vinculación al sector bateeiro gallego y la explotación que realiza en los parques de cultivo flotantes de Sada, en la ría de Ares-Betanzos.

Visita de la conselleira Rosa Quintana a las instalaciones del cocedero lucense Vitalmar, dependiente del grupo Proinsa. FdV

En la propia Consellería se refieren a la hoja de ruta abanderada por la Compañía Española de Algas Marinas (Ceamsa) diciendo que se trata de “incidir en el tratamiento integral del mejillón en un proceso con cero residuos” para obtener fertilizantes ecológicos comerciales.

Lo cual pasa, igualmente, por el “aprovechamiento de los restos generados”, tanto en la descarga y manipulación del mejillón en las bateas y puertos como en las depuradoras, cocederos y conserveras.

La descarga del mejillón no descansa

Así se descarga el mejillón Manuel Méndez

El Mexical

Aunque no es el único proyecto de estas características participado por el cocedero vinculado a Promotora Industrial Sadense (Proinsa), sino que Vitalmar también participó en el Mexical, “que tenía entre sus objetivos el aprovechamiento de la concha de mejillón para la obtención de fertilizantes y piensos para aves en un proceso con cero residuos".

"Galicia busca caminar, promoviendo el aprovechamiento sostenible de los productos del mar en los ámbitos social, económico y medioambiental"

Rosa Quintana - Máxima responsable de la Consellería do Mar

decoration

Una iniciativa, destacan en Mar, que "se desarrolló entre 2018 y 2020 con apoyo de la Axencia Galega de Innovación”.

La preservación de las rías gracias a la economía circular

Experiencias como la valorización de la concha de mejillón se sustentan en la preservación medioambiental en el conjunto de las rías gallegas a partir de la economía circular.

No cabe duda, y en ello abunda la conselleira Rosa Quintana, de que “al reutilizar derivados del mejillón se les da una segunda vida y se genera una oportunidad en beneficio del conjunto del sector”, siendo éste “el modelo hacia el que Galicia busca caminar, promoviendo el aprovechamiento sostenible de los productos del mar en los ámbitos social, económico y medioambiental”.

Laboreo en una batea de Proinsa. FdV

Como en el caso anterior, este proyecto también contó con la participación del Centro Tecnológico de Investigación Multisectorial (Cetim), además de tener el respaldo de Tresima Servicios Ambientales, Indutec Ingenieros y Galaytec.

En resumen, que el sector mar-industria sigue dando importantes pasos al frente tanto para favorecer el desarrollo sostenible de la actividad acuícola como para “incrementar la cadena de valor de instalaciones como los cocederos de marisco”, según destacó Rosa Quintana.

La conselleira en el cocedero de Proinsa, con María Dolores Fernández Vázquez, una de las dirigentes históricas y más populares del sector mejillonero gallego. FdV

Proinsa hace gala de su potencial

El grupo Proinsa, dedicado a la producción de mejillón en bateas y long-line, está considerado una potencia de la acuicultura en Galicia.

Estrechamente vinculado a la actividad acuícola en rías como las de Arousa y Vigo, y abanderado por María Dolores Fernández Vázquez, una de las dirigentes históricas y más populares del sector mejillonero gallego, el grupo Proinsa dispone de instalaciones tan importantes como las del cocedero Vitalmar, asentado en Castro de Rei (Lugo).

Las long-line de Proinsa. FdV

Estas instalaciones, que ocupan 4.000 metros cuadrados de superficie, iniciaron su andadura en 2007 y tienen capacidad para procesar más de cien toneladas de mejillón al día.

Un ejemplo a seguir acorde con el potencial acuícola de Galicia

La Consellería do Mar destaca que Proinsa “comercializa mejillón cocido, en salmuera, con media concha, en escabeche, a la vinagreta o en conserva y pasterizado bajo las marcas Marvital Selección y Mar de Lorbé”.

De ahí que la Consellería do Mar cite a Proinsa y Vitalmar, con fuertes raíces en las Rías Baixas, como un ejemplo de buenas prácticas que, en la línea mantenida por las empresas de transformación relacionadas con este sector, responde “al potencial de Galicia en el ámbito de la producción de mejillón”.

Destacan, sobre todo, “por la aplicación de la innovación” para desarrollar el tratamiento y manipulación del mejillón gallego. Además de disponer de un laboratorio propio “en el que somete la producción a un estricto control de calidad”.

Compartir el artículo

stats