Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La oposición censura un presupuesto que prioriza “el hormigón” y “olvida” el rural

La portavoz del PP, Ana Granja.

La portavoz del PP, Ana Granja. Noé Parga

“No se entiende que en una situación como la actual la recuperación económica propuesta por el gobierno de Vilagarcía pase por reducir las partidas de patrimonio, Igualdade, Maiores o Xuventude y priorice las inversiones en hormigón, todas en el centro, cuando los fondos Feder están destinados exclusivamente a núcleos urbanos. El rural vuelve a quedar olvidado”. Son palabras de la portavoz del BNG, Lucía César Veloso, que ayer anunció su voto en contra de las Cuentas de 2021 que los socialistas llevan el jueves a pleno.

Lucía César Veloso, portavoz del BNG de Vilagarcía.

Lucía César Veloso, portavoz del BNG de Vilagarcía. Noé Parga

En la misma línea se pronuncian los populares, que lamentan que “Varela rebaje el apoyo a las personas para gastar más en hormigón”. Recuerdan que las parroquias “salen de nuevo malparadas”, pues aunque “presumen de un presupuesto más alto, una vez más para el PSOE los vecinos del rural solo cuentan a la hora de pagar, no a la de recibir”.

Según la portavoz del PP, Ana Granja, recortar fondos “para el rural y para áreas tan sensibles como Xuventude, Maiores o Igualdade en un contexto como el actual solo lo puede defender un gobierno desconectado de la realidad social”.

Recortar fondos para el rural y para áreas tan sensibles como Xuventude, Maiores o Igualdade en un contexto como el actual solo lo puede defender un gobierno desconectado de la realidad social

Ana Granja - Portavoz del PP de Vilagarcía

decoration

La concejala conservadora pone cifras a las reducciones en determinadas partidas. Asegura que caminos vecinales pierde 104.000 euros “en un momento en el que hay más carencias acumuladas que nunca por el habitual castigo del Concello hacia el rural”. “Esta tónica de eliminar fondos de partidas sensibles se ceba en la parte social. En Personas mayores, uno de los grupos de edad más afectados por la pandemia, contará con 12.550 euros menos que el pasado año. Xuventude reduce en 10.000 euros sus previsiones e Igualdade, otros 7.000 euros. Los números confiesan que a la hora de la verdad, este gobierno le da más importancia a las grandes obras, en el centro, que a las personas”, espeta Granja, que no se olvida de recordar que “mientas que las previsiones del PSOE sobre transferencias del Estado baja más de un millón, la aportación de la Xunta sube en 100.000”.

Una unitaria con pozo negro

Por su parte, Lucía César, del BNG, reprocha al gobierno socialista la necesidad de construir un vial en Trabanca Sardiñeira tras cortar el Camino Real. “En sitios como O Foxo no hay saneamiento en pleno siglo XXI y la unitaria de Aralde sigue con pozo negro”, ejemplifica la edil nacionalista.

También apunta que “no aparecen las ayudas del IBI creadas en su día” porque “pese al nuevos sistema de pago a la carta, habrá personas que no podrán ni fraccionar los pagos”.

Coincide con otras formaciones en que los socialistas centran sus inversiones “en edificios” pero no en áreas prioritarias para el BNG como la cultura. “Promoción cultural baja, y en fomento del deporte aparece instalaciones deportivas, quiero pensar que fue un descuido”, expresa César Veloso. “También se olvidaron del compostaje y las energías renovables”, agrega.

100% de cultura local

Para este partido es “una línea roja” que “el 100% de la cultura sea propia” y solicita que se incluya en los bonos.

Además del contenido, toda la oposición censura las formas del gobierno vilagarciano, al recibir parte de la documentación en una reunión diez días antes del pleno. “Ahora dirán que no proponemos nada”, ironiza Veloso.

Jesús López, portavoz de Vilagarcía en Común.

Jesús López, portavoz de Vilagarcía en Común. Noé Parga

En opinión del portavoz de En Común, Jesús López, el ejecutivo vilagarciano ha dado en los últimos días “dos muestras muy preocupantes de cómo las mayorías absolutas son generadoras de actitudes déspotas e irrespetuosas”, en relación al Presupuesto y al intercambio del visto bueno al hotel en O Ramal por albergar en el edificio de la Comandancia el nuevo centro de salud.

López considera que Alberto Varela “decide olvidarse de sus propias alabanzas al espacio de unidad con la oposición cuando comenzó el estado de alarma del COVID para omitir, ignorar y vilipendiar a esos mismos grupos, negando la participación en unos Presupuestos que por lo visto ahora solo van a contribuir a incrementar la deuda del Concello, centrándose en sus grandes proyectos y descuidando el mantenimiento correcto de las calles de la ciudad, parques y jardines y sin llenar de contenido edificios vacíos que podían prestar servicios básicos e importantes a la ciudadanía”.

Compartir el artículo

stats