Suscríbete

Faro de Vigo

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

¿Y si la Candelaria anuncia más lluvia?

Una feligresa de Cambados deposita un cirio en ofrenda a la Virgen de la Candelaria. | // IÑAKI ABELLA

El 2 de febrero marca el ecuador del invierno. Tras semanas de frío, lluvia y días cortos, muchas sociedades han desarrollado tradiciones para aliviar de algún modo la espera por el buen tiempo de primavera, que no solo alegraba los ánimos sino que también permitía a los agricultores de décadas pasadas trabajar la tierra durante más horas.

En Estados Unidos han exportado con éxito al resto del mundo la tradición de adivinar el inicio de la primavera gracias a una marmota que han llamado “Phil”; pero en Galicia hace siglos que se intenta predecir la meteorología de las próximas semanas con refranes alusivos a la Virgen de la Candelaria, que se celebró ayer.

El párroco de Cambados José Aldao se dispone a oficiar la misa. | I.A.

En Cambados rinden culto a esta Virgen en la capilla de O Hospital, y en esta localidad hay un rico refranero que vincula la Candelaria con la situación meteorológica de las próximas semanas. El Atlas Lingüístico Galego recogió en Fefiñáns la paremia, “pola Candelaria, se chove e venta, inverno entra; se ri e plora (hay claros), inverno fóra”.

"Si a Candelaria ri, o inverno está por vir”

Pero existen otras muchas variantes del refrán. El concejal de Patrimonio, Xurxo Charlín ha recogido en prensa y documentos antiguos otras formas, como “si a Candelaria ri, o inverno está por vir”, “o día da Candelaria, si chora ou venta, inverno entra. E si non venta nin chora, inverno fóra”.

La celebración religiosa de la Candelaria, ayer. Iñaki Abella

Otro refrán es, “cando a Candelaria chora, medio inverno vai fóra. Que chore, que deixe de chorar, metade do inverno está por pasar”.

“O día da Candelaria, si chora ou venta, inverno entra. E si non venta nin chora, inverno fóra”

decoration

Son, en todo caso, dichos populares basados en la observación y sin sustento científico, por lo que se trata de predicciones valiosas más como acervo cultural que por su posible exactitud.

Una celebración condicionada por los acontecimientos

Cambados celebró ayer la fiesta, pero con los condicionantes de la pandemia... y de una jornada marcada por la lluvia y el viento.

Hubo una misa a la mañana y otra a la tarde, y aunque había un puesto de venta de velas a la puerta de la capilla de O Hospital, no se celebró la tradicional bendición colectiva

Una fiesta con tradición e historia

En Cambados, la de la Candelaria fue en el pasado una de sus fiestas más importantes, hasta el extremo de que se celebraba un baile en la Sociedad Cultural y una verbena frente a la antigua pastelería de Costa.

El puesto de velas instalado a las puertas de la iglesia de Cambados. Iñaki Abella

Xurxo Charlín también recogió menciones en la prensa de principios de los años 40 del siglo pasado a las procesiones, en las que los feligreses portaban palomas en cestos de mimbre.

Asimismo, en el siglo XIX era costumbre que las chicas solteras escribiesen en un papel el nombre del joven que les gustaba, pidiendo así a la Virgen que intercediese por ellas ante San Elías.

Llega San Blas, con misas en YouTube

Tras la Candelaria, hoy es el día de San Blas, y también se festeja en Cambados, con misas a las 11 y a las 17.30 horas.

En Simes (Meaño) habrá ocho misas, y se emitirán por YouTube para facilitar a los vecinos que puedan participar sin la necesidad de tener que acudir a la iglesia.

Compartir el artículo

stats