Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

jorge velo y miguel álvarez nmaría paz nyonatan gonzález nPaz santiago nbegoña conde nmiguel rodríguez | Mike Barber Shop | Galileo (juguetería educacional) | Carmen Moda | Madison | Andrea Ropa Infantil | La Ferretería

El pequeño comercio de Vilagarcía agoniza y algunas tiendas ya no abrirán en toda la tarde

La mayoría adelanta desde hoy la atención al público a las 16.00 horas al tener que echar la verja a las 18.00 | “Era mejor que nos cerraran totalmente, pero así salimos más baratos porque no nos dan ayudas”, reivindican

El pequeño comercio de Vilagarcía agoniza y algunas tiendas ya no abrirán en toda la tarde  | NOÉ PARGA

El pequeño comercio de Vilagarcía agoniza y algunas tiendas ya no abrirán en toda la tarde | NOÉ PARGA

El comercio de Vilagarcía lleva casi un año soportando una caída de ventas que ronda el 50%, y desde que en noviembre el municipio quedó perimetrado y la hostelería sufrió sucesivas restricciones (cerrada un mes en noviembre y con horario reducido después de Navidades), la situación de los pequeños negocios es si cabe más delicada porque pierden a los numerosos compradores de otros concellos y porque la reducción de clientes en los bares repercute de forma directa en la de las tiendas. Y desde hoy, todos los comercios considerados no esenciales deberán bajar la verja a las 18.00 horas, la puntilla a un año catastrófico para uno de los sectores estratégicos de Vilagarcía y que sin embargo está agonizando. Algunas tiendas han decidido no abrir en toda la tarde porque no les compensa económicamente.

Los comerciantes están de acuerdo en la necesidad de adoptar medidas para atajar el avance galopante de la pandemia, pero no creen que adelantando el cierre de las tiendas a las seis de la tarde vaya a solucionarse nada. “Tomamos todas las medidas de higiene, se cumplen los aforos y la gente respeta las normas dentro de las tiendas, tanto echándose el hidrogel como llevando mascarilla, aunque fuera se ve de todo”, comenta Paz Santiago, empleada de una tienda de moda de mujer junto a la plaza de España.

Este es uno de los establecimientos que ayer barajaba la posibilidad de no abrir en toda la tarde “por el coste económico”. Da por hecho que decidan lo que decidan, tendrán que recurrir al ERTE porque el nuevo horario de apertura no cubre toda la jornada laboral.

La asociación de comerciantes de la ciudad, Zona Aberta, realizó un sondeo entre sus asociados para consensuar un horario, y por mayoría acordaron tener los negocios operativos de 10.00 a 14.00 y de 16.00 a 18.00 horas, por lo que se adelanta una hora la apertura vespertina.

No se contempla el funcionamiento ininterrumpido. Paz Santiago opina que “esto no es Pontevedra, no tenemos una plantilla de funcionarios como la de ellos que sale a las tres de la tarde para que venga a comprar; no compensa”.

Adiós a las rebajas

El inicio de las nuevas restricciones coincide con el periodo central de las rebajas de invierno, una campaña que termina de facto de forma abrupta y anticipada, con buena parte de las existencias en los almacenes y escaparates. “Acabo de llamar a los proveedores para retrasar todos los pedidos de la ropa de verano hasta al menos el 1 de marzo”, apunta María Paz, al frente de una tienda de moda infantil que se trasladó de la calle Castelao a Alejandro Cerecedo a principios de diciembre. “Normalmente pagamos la mercancía a 30 días o a 60, y tal y como estamos vendiendo y peor que vamos a vender, ya me dirás”, añade.

Al igual que la mayoría de los demás comerciantes consultados, está convencida de que la reducción horaria en el sector no va a contribuir a disminuir la cifra de contagios. “La calle está muerta, ya estábamos hundidos, y esto es la gota que colma el vaso”, advierte esta autónoma para la que los compradores de fuera de Vilagarcía suponían el 90% de su clientela.

Miguel Rodríguez, “Mike”, regenta una barbería en el centro de la ciudad y está muy molesto con las decisiones de la Xunta. “Los políticos piden sacrificio a la gente, pero ellos no se sacrifican ni lo más mínimo. Me gustaría verlos un mes sin dietas y con ese dinero dar ayudas a los comerciantes”, comenta el peluquero.

En su caso, en la franja horaria de 18.00 a 20.30 horas tiene movimiento de clientes. “Somos dos personas trabajando y en ese tramo perderemos diez clientes cada día”, lamenta el autónomo.

Yonatan González, dueño de una tienda de moda urbana en A Baldosa, considera que “ya que no tendremos ayudas, era mejor que nos cerrasen de todo y que entrase en vigor un confinamiento total durante un mes para intentar atajar la situación”. “Esto es una cadena. Aunque nos reduzcan el horario tenemos que seguir pagando el alquiler, autónomos, etcétera.”, recuerda. Como otros establecimientos, abrirá desde hoy de 16.00 a 18.00 horas “para dar servicio a la gente que trabaja por la mañana, aunque no va a compensar económicamente porque ya ahora se está vendiendo poco y febrero será el peor de la historia”.

La única comerciante de las preguntadas por este periódico que está de acuerdo en adelantar el cierre a las seis de la tarde es Begoña Conde, propietaria de una juguetería educacional que funciona en la céntrica calle Castelao desde julio de 2019. “Desde que la hostelería cerró a las seis, se ve poca gente por la calle, al menos en la que yo trabajo. Por tanto veo positiva la medida porque no estás perdiendo caja y la gente se adapta”, manifiesta.

Otros negocios como ferreterías u ópticas dudaban ayer si serían comercio esencial o no. Confiaban en que sí, pero estaban a la espera del DOG.

El pequeño comercio de Vilagarcía agoniza y algunas tiendas ya no abrirán en toda la tarde | NOÉ PARGA

“Desde que cerró la hostelería a las seis a poca gente se ve por la calle”

Begoña Conde - Galileo (juguetería educacional)

decoration

El pequeño comercio de Vilagarcía agoniza y algunas tiendas ya no abrirán en toda la tarde | NOÉ PARGA

“Esto no es Pontevedra, aquí no compensa abrir al mediodía”

Paz Santiago - Carmen Moda

decoration

El pequeño comercio de Vilagarcía agoniza y algunas tiendas ya no abrirán en toda la tarde | NOÉ PARGA

“Debería aplicarse otra vez el confinamiento total”

Yonatan González - Madison

decoration

El pequeño comercio de Vilagarcía agoniza y algunas tiendas ya no abrirán en toda la tarde | NOÉ PARGA

“Acabo de retrasar todos los pedidos de verano al menos hasta marzo”

María Paz - Andrea Ropa Infantil

decoration

El pequeño comercio de Vilagarcía agoniza y algunas tiendas ya no abrirán en toda la tarde | NOÉ PARGA

“No sabemos si somos comercio esencial, pero esperamos que sí”

Jorge Velo y Miguel Álvarez - La Ferretería

decoration

El pequeño comercio de Vilagarcía agoniza y algunas tiendas ya no abrirán en toda la tarde | NOÉ PARGA

“De las seis de la tarde en adelante pierdo diez clientes al día”

Miguel Rodríguez - Mike Barber Shop

decoration

Compartir el artículo

stats