Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Meaño inicia el plazo de alegaciones de la controvertida ordenanza de Tráfico

El Ayuntamiento pretende volver a regular la materia | Uno de los aspectos decisivos será determinar si los auxiliares de la Policía Local tienen competencias para denunciar

Imagen de archivo de la entrada al casco urbano de Dena, en Meaño. | // IÑAKI ABELLA

El Concello de Meaño saca a exposición pública las dos nuevas ordenanzas municipales, centradas, una en el reglamento de tráfico, y otra en la participación ciudadana. Ambos documentos se aprobaron de forma inicial en el pleno de finales de septiembre, y los interesados disponen ahora hasta el 27 de noviembre para formular sus alegaciones.

La ordenanza de Tráfico es un documento que se ha propuesto recuperar el gobierno local, cuando, a inicios de julio, Meaño Independiente denunciase que el regidor Carlos Viéitez había adoptado decisiones irregulares en materia de tráfico ya que, al carecer Meaño de ordenanza municipal, no competían a la Alcaldía.

Este Concello había contado con ese documento desde el año 2000, en que fue aprobado por el pleno en sesión del 29 de junio, siendo alcalde Jorge Domínguez, y que entró en vigor el 5 de septiembre de ese año.

Pero 19 años después, en sesión del 8 de abril de 2019, la corporación, presidida por Lourdes Ucha, acordó derogar la ordenanza, suspensión que se publicaba en el BOP del 9 de mayo de ese año.

Una anulación que se vinculaba a la tramitación de sanciones de la Policía Local, que se había puesto en entredicho, al surgir dudas sobre si éstas prosperaban o no para la recaudación preceptiva.

Ahora, esta nueva ordenanza se sometía a aprobación inicial en el pleno el pasado 25 de septiembre. Una sesión en la que Meaño Independiente (MI) condicionaba su apoyo a la retirada del artículo 6 en el que, según refería Aspérez Montes, “el concello faculta a que un auxiliar de policía pueda formular denuncia”, lo cual, según agregaba el independiente, “incumple la norma, porque la ley vigente de 2007 sólo permite a un auxiliar de policía realizar labores de apoyo, nunca imponer una denuncia o sanción”, entendiendo que, de imponerse, dicha sanción sería nula de pleno derecho. Se demandaba además que el documento contemplara, entre otros aspectos, precisar si está vigente el convenio con la Diputación para la retirada de vehículos, y el espacio que actuaría como depósito de estos.

La formación advirtió ya entonces de que esas propuestas formarían parte de las alegaciones que interpondría en el plazo que fija la norma y que se abre ahora.

Participación ciudadana

La otra ordenanza en plazo para presentar alegaciones es la de Participación Ciudadana, reglamento del que carece Meaño y a través del cual se pretende regular la participación de colectivos y vecinos en la vida pública.

En el pleno de septiembre, MI había asumido las demandas de la asociación de padres de alumnos de As Covas, en relación al documento, centradas en la creación de un Consello Social para ofrecer un marco adecuado a las asociaciones. No obstante, el regidor y su grupo lo desestimaron, alegando Carlos Viéitez que ese órgano “no lo haría dinámico y entorpecería la labor”. Añadido a ello, algunos colectivos lamentan que únicamente figure expuesto al público el documento, y no el expediente completo tal y como se anuncia, para tener acceso a los informes.

Compartir el artículo

stats