Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Los sindicatos cargan contra la empresa y el Sergas

Las empresas cárnicas parecen presentar unas condiciones ambientales y laborales propicias para el Covid-19. El contagio masivo en un matadero de Alemania en junio pasado, con 2.100 personas afectadas, puso al mundo en alerta del peligro del virus si no se ataja a tiempo.

En el caso de la avícola de Cambados, el contagio masivo pudo deberse a varios factores, como la tardanza de la Xunta en hacer las PCR o que la empresa siguiese trabajando tras los primeros casos. Sin embargo, hay otros aspectos relevantes. Una gran parte de la plantilla está formada por jóvenes de entre 25 y 27 años, por lo que hacen más vida social y generalmente no tienen síntomas de la enfermedad o presentan síntomas leves, por lo que su infección puede pasar desapercibida; además, hay casos de trabajadores que son familiares, se desplazan juntos en coche y hasta comparten piso.

Los sindicatos opinan que también hay razones de índole laboral, y cargan contra la dirección de Avigal, el Sergas e Inspección de Trabajo. Miguel María, responsable de Industria de Comisiones Obreras en O Salnés, afirma que, "la empresa siguió trabajando a pleno rendimiento", hasta el extremo de que, según él, muchos operarios hicieron un gran número de horas extras, "con lo que estuvieron más expuestos al virus".

"Las administraciones son culpables de este tipo de situaciones. Si el Sergas e Inspección del Trabajo miran para otro lado, esto nos explotará en la cara", remacha Miguel María.

También se muestra muy crítico con el procedimiento de la empresa el sindicato CIG. En un comunicado, esta central acusa a la Xunta de "negligencia", pues sostiene que ya se conocían contagios desde hace dos semanas. También carga contra la empresa, a la que acusa de "explotación laboral".

La Xunta de Galicia, por su parte, rechazó públicamente en un comunicado las denuncias de los sindicatos. "Sanidad avala el protocolo preventivo y rechaza las denuncias sindicales sobre negligencia, pues la detección y rastreo de casos Covid integra un permanente y eficaz trabajo de equipo de diversos profesionales".

Avala a la empresa diciendo que hizo los test, redujo la producción de pollo, dio material de protección a los trabajadores y desinfectó a diario la planta con virucidas.

Compartir el artículo

stats