Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El TSXG obliga a repetir el proceso de adjudicación del servicio de basura de A Illa

Considera que se deben modificar una serie de puntuaciones en el concurso al que concurrieron cinco empresas - La firma Valoriza fue la que consiguió hacerse con él

Limpieza de contenedores en A Illa de Arousa.

Limpieza de contenedores en A Illa de Arousa. // Noé Parga

El Tribunal Superior de Xustiza de Galicia (TSXG) ha anulado la adjudicación del servicio de recogida de basura de A Illa, obligando a la repetición de un concurso al que se presentaron cinco empresas hace ya cuatro años y en en que la que recibió una mayor puntuación fue Valoriza. Sin embargo, las empresas que concurrían al concurso decidieron presentar un recurso por discrepar con la valoración de puntos, otorgándoles la razón el juzgado de primera instancia, y ahora, el TSXG.

Con esta sentencia el concurso se retrotrae al momento de la adjudicación, proceso en el que habrá que reajustar una serie de requisitos para designar a la nueva empresa y formar la mesa de contratación. En principio, desde el Concello aseguraban ayer que no tienen ningún tipo de responsabilidad, ya que no se han recurrido los pliegos y la puntuación fue diseñada por una empresa externa. Mientras no se resuelva la adjudicación, la empresa Valoriza continuará desarrollando la actividad de recogida, que no se verá afectada en ningún momento. Se espera que la situación que se ha creado con esta sentencia, que ya es firme, se solucione antes de que finalice el año.

El contrato de la basura de A Illa era muy interesante para las empresas del sector, ya que se trataba de un contrato largo, doce años, con un importe de 1.651.000 euros y el adjudicatario tendrá por delante el reto de proceder a una importante modernización del servicio, tal y como figuraba en el pliego de condiciones. Este obliga a la nueva concesionaria a introducir cuestiones como la carga lateral, introduciendo contenedores para ello. Además, se suma la gestión del punto limpio de Monte das Formigas, con la subrogación del operario que trabaja en esas instalaciones.

Entre los requisitos introducidos en el concurso también se han incluido cuestiones como el vaciado de los depósitos, renovación de todos los contenedores y ampliación de su presencia en todo el término municipal, así como la instalación de recipientes que causen un menor impacto visual que los tradicionales contenedores. Además, el servicio debía hacer una importante apuesta por el reciclaje, ya que A Illa es uno de los municipios que más se ha implicado en cuestiones como el compostaje de residuos para reducir las toneladas que remite a Sogama.

Compartir el artículo

stats