Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La maleza se apodera del jardín del emblemático pazo de Vista Real

El Concello espera resolver la situación en cuanto retornen a la actividad los alumnos del Obradoiro de Emprego

La maleza se ha apoderado de los viñedos de Vista Real, en Vilanova de Arousa.

La maleza se ha apoderado de los viñedos de Vista Real, en Vilanova de Arousa. // Noé Parga

El confinamiento ha dejado estampas de como la naturaleza puede adueñarse de todo un entorno al no chocar con la presencia del hombre. Algo así ha ocurrido en la enorme finca del pazo de Vista Real, en Vilanova de Arousa, donde los vecinos que han acudido a disfrutar del parque se han encontrado con que la maleza lo inunda todo. Los viñedos se encuentran prácticamente desaparecidos bajo las hierbas y elementos arquitectónicos como el invernadero presentan daños que deben ser reparados.

Los vecinos lamentan que el estado de una finca emblemática como la de Vista Real, arrebatada a la familia Charlín antes de que se convirtiese en una referencia del narcotráfico, se mantenga en este estado de conservación. Además, lamentan que un lugar que recibe numerosos visitantes se encuentre en esta situación, lo que puede llevar a los turistas a llevarse una imagen de Vilanova que no es la real, por eso esperan que el Concello actúe cuanto antes y ponga en valor uno de sus principales activos patrimoniales.

El alcalde de Vilanova, Gonzalo Durán, reconoce que la imagen en la que se encuentra la finca de Vista Real "no es la más adecuada", pero espera que esta situación cambie en los próximo días.

De hecho, Durán achaca esta situación "al parón que han experimentado las actividades del módulo de jardinería del Obradoiro de Emprego". En condiciones normales, serían los alumnos los que mantendrían en perfecto orden de revista el parque, "pero la pandemia obligó a paralizar su formación y toda la actividad que venían desarrollando hasta el momento".

El Obradoiro de Emprego regresará a la actividad el próximo miércoles y los contratos de los veinte alumnos que se están formando en los módulos de redes y de jardinería se ampliarán tres meses más, el tiempo que se vieron interrumpidos por la pandemia.

"El Obradoiro finalizará en el mes de diciembre, a diferencia de los años anteriores, para que los alumnos puedan completar la formación que se ha visto interrumpida por la pandemia", explicaba ayer Durán, asegurando que "el centro de Vista Real ya está regresando a la normalidad, con la impartición de todo tipo de cursos, gestionados a través del Centro de Desenvolvemento Local (CDL), que le han convertido en un referente formativo".

Compartir el artículo

stats