Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El BDRI redescubre el valor de las Rías Baixas

La comunidad científica insiste en la abundancia de aves pelágicas y mamíferos marinos frente a la costa gallega -Los biólogos retoman los proyectos de observación y estudio

El Instituto para el Estudio de los Delfines Mulares (BDRI, por sus siglas en inglés) ha retomado la actividad después del parón provocado por las medidas de confinamiento asociadas al estado de alarma. La lectura inicial que puede hacerse, tras las primeras horas de singladura en la costa de las Rías Baixas, es que siguen caracterizándose por su enorme riqueza, de ahí la observación de infinidad de mamíferos marinos y aves pelágicas.

Hace días, tras "más de 30 horas de navegación a lo largo de cerca de 300 millas náuticas exploradas en las Rías Baixas", desde el BDRI confirmaban "la enorme riqueza en biodiversidad marina presente en estas aguas, con gran número de delfines mulares, marsopas, delfines comunes, rorcuales aliblancos, alcatraces, paíños, araos y charranes, entre otras especies".

De este modo, el centro de investigación asentado en O Grove y dirigido por el doctor Bruno Díaz López recobraba cierta normalidad en la ejecución del proyecto "Balaenatur", que como se explicó en su momento cuenta con el apoyo de la Fundación Biodiversidad del Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico.

Se hace así desde el convencimiento de que, "a pesar de las dificultades, la ciencia ha de seguir adelante". De ahí esta segunda fase del citado proyecto, el cual "ya empieza a dar resultados muy interesantes".

Entre ellos los derivados del seguimiento en aguas de las Rías Baixas de una de las ballenas más pequeñas del planeta, como es el rorcual aliblanco, observada por el equipo del BDRI durante una de las jornadas de muestreo desplegadas dentro de su línea de investigación, "con la que queremos contribuir a la conservación de la biodiversidad marina y de nuestros océanos", resalta Bruno Díaz.

Esto incluye también a especies como la nutria, a las que siguen de cerca los integrantes del BDRI gracias al sistema de control establecido en el puerto de O Grove.

Para continuar leyendo, suscríbete al acceso de contenidos web

¿Ya eres suscriptor? Inicia sesión aquí

Y para los que quieren más, nuestras otras opciones de suscripción

Compartir el artículo

stats