Efectivos de la Brigada Ligera Aerotransportable (Brilat) de Pontevedra y de la Unidad Militar de Emergencias (UME) se desplegaron ayer por diferentes municipios de O Salnés. Así, estuvieron al menos en las poblaciones de Ribadumia, Cambados y O Grove.

En Ribadumia, los militares procedieron a la desinfección del geriátrico. Los trabajos eran de prevención -por el momento no se conoce ningún caso positivo entre usuarios o trabajadores-, e incluyeron tanto las zonas comunes como las habitaciones de los residentes.

Hay que tener en cuenta que la población de edad avanzada es de especial riesgo en la actual crisis generada por el coronavirus Covid-19, de ahí que se esté intentando mantener las mejores condiciones posibles en las residencias de ancianos y geriátricos.

Mientras, la UME desplegó varias unidades en Cambados y O Grove. En la primera localidad estuvieron por la mañana en las inmediaciones de la estación de autobuses y del colegio Antonio Magariños, realizando posteriormente controles en las inmediaciones del Concello o las entradas a los supermercados.

Tanto en Cambados como en O Grove, la UME se sumó así al trabajo de control del estado de alarma realizado tanto por las policías locales como por la Guardia Civil.