Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El PP acusa a la diputada Noemí Outeda de "dar la espalda a su pueblo"

Aseguran que "carece de coherencia, pues no vota lo mismo en O Grove que en Pontevedra"

La diputada Noemí Outeda, en la fila inferior, durante un pleno de la Diputación.

La diputada Noemí Outeda, en la fila inferior, durante un pleno de la Diputación. Rafa Vázquez

El PP de O Grove arremete con dureza contra Noemí Outeda, concejala del grupo de gobierno socialista del municipio meco y representante de este partido en la Diputación de Pontevedra. Los conservadores dicen de ella que "dio la espalda" a sus vecinos, que "carece de coherencia" y que actúa "por simple postureo político".

Y todo porque la socialista Noemí Outeda, actuando como concejala, votó hace semanas en el pleno de la Corporación municipal a favor de la paralización del Reglamento General de Costas, mientras que, como diputada, esta misma semana votó en contra de esa iniciativa defendida por el PP en el pleno del ente provincial.

Alega Beatriz Castro, la presidenta y portavoz municipal del PP meco, que "Noemí Outeda demostró muy poca coherencia y que no le importan los vecinos, adoptando una postura lamentable", pues "hay que tener en cuenta que solo en O Grove esa modificación de la Ley de Costas que buscaba el Gobierno de España amenazaba a 25 empresas que facturan 300 millones de euros al año y dan empleo a más de mil personas, por lo que se trata de algo lo suficientemente importante como para que la diputada arropara a sus vecinos".

Esto lleva a Castro a deducir que "lo que hizo Noemí Outeda cuando en O Grove votó en contra del Reglamento de Costas fue actuar por un simple postureo político, mientras que, incomprensiblemente, al votar en contra de nuestra moción pidiendo lo mismo en el pleno de la Diputación lo que demostró fue que no tiene valentía política alguna ni capacidad para defender a sus vecinos".

Cabe apuntar que PSOE y BNG rechazaron la propuesta de los conservadores en sede provincial alegando que el Ministerio para la Transición Ecológica del Gobierno de España "ya confirmó la paralización del procedimiento de redacción de esa normativa", la cual generó un profundo malestar y un rechazo rotundo en el sector mar-industria de toda Galicia.

Sin consenso social

El portavoz socialista, Carlos López Font, aseguró que se paralizó el proceso en base a las alegaciones presentadas "en el marco de un proceso participativo, transparente y abierto", y también tras quedar patente que no existía "un mínimo consenso social".

De este modo los socialistas querían decir que el PP actuó "de mala fe" al presentar una moción "criticando un reglamento que ya non está en tramitación".

Compartir el artículo

stats