Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El PP regresa a la Mancomunidade y vota en contra de la subida por asistir a plenos

Los conservadores dan la espalda a Durán y apuestan por integrarse en una institución importante para los Concellos -Las dietas quedan establecidas en 60 euros por sesión

Un momento de la intervención del edil de A Illa Juan José González Vázquez en el pleno de ayer. // I. A.

Un momento de la intervención del edil de A Illa Juan José González Vázquez en el pleno de ayer. // I. A.

Tras cuestionar la llegada a la presidencia de Marta Giráldez y negarse a participar en el pleno de constitución de la Mancomunidade, el Partido Popular parece haber reflexionado y ha regresado a la senda institucional. En el pleno organizativo que se celebró ayer se presentaron tan solo tres representantes, Luis Aragunde (Cambados), Juan José González Vázquez (A Illa) y Flavia Besada (Sanxenxo). Los tres tomaron posesión a la espera de que lo hagan el alcalde de Sanxenxo, Telmo Martín, que se encuentra de viaje, y el exalcalde de Meis, José Luis Pérez.

Los que no estuvieron fueron los dos representantes del Partido Popular de Vilanova, Gonzalo Durán y Javier Tourís, al considerar ambos que la constitución de la Mancomunidade es "ilegal". La decisión de los conservadores de la comarca supone dar la espalda al que, hasta el pasado mes de diciembre, ejercía como máximo responsable de la Mancomunidade y una de las referencias del Partido Popular en la comarca. Está por ver como asimila esa decisión Durán en el futuro, ya que ayer prefería no hacer declaraciones, limitándose a señalar que "cada uno es libre de tomar la decisión que considere más oportuna, evidentemente yo no voy a ir por todo lo que ocurrió y por las serias dudas que existen sobre la legalidad en la constitución del ente".

Los conservadores se estrenaron en este mandato votando en contra del incremento en la cuantía que reciben los ediles por asistir a las sesiones plenarias. La subida pasa de 34 euros a 60 para los vocales, mientras que la presidenta cobrará 100 euros por sesión. El aumento se fundamenta en la necesidad de actualizar esas cifras, que no se tocan desde los años 90, y para que cubran los gastos que puede generar la actividad en el ente supramunicipal.

El portavoz conservador, Luis Aragunde, le espetó a la nueva presidenta que "a ninguno de los aquí presentes les supone mucho a nivel individual, pero a una entidad como la Mancomunidade, un incremento de este calibre, a final de año, puede resultar una cifra significativa". Los conservadores sumaron su voto contrario al del único edil nacionalista de la Mancomunidade, el isleño David Mochales. El resto de ediles votó a favor, a excepción de los Independientes de Ribadumia y Meaño que se abstuvieron.

El edil conservador de A Illa, González Vázquez, pidió la palabra al final de la sesión para sacarle los colores al que fue su compañero de partido, el alcalde de Meaño, Carlos Viéitez, por haber facilitado el gobierno de la Mancomunidade al PSOE y justificar su ausencia en la sesión de constitución.

Compartir el artículo

stats