Un total de ocho municipios de la comarca de O Salnés y su ámbito de influencia se benefician del proyecto de ahorro y eficiencia energética promovido por la Diputación de Pontevedra. Los beneficiarios son las localidades de Cambados, O Grove, A Illa de Arousa, Meaño, Meis, Pontecesures, Valga y Vilanova de Arousa.

La presidenta de la Diputación, Carmela Silva, firmó con los representantes municipales los convenios de colaboración que permitirán ejecutar los trabajos de sustitución de 7.519 puntos de luz por luminarias LED en los 43 ayuntamientos de menos de 20.000 habitantes.

En el Concello de O Grove, el alcalde José Antonio Cacabelos destacó que gracias a este programa se podrán cambiar los puntos de luz para lograr una iluminación exterior sostenible y eficiente, en un total de 26 espacios públicos.

El proyecto grovense abarca las rúas O Conde, Xesteira, Boibas, Porto Meloxo, Gandariña, Lordelos, O Con, Vilavella, Padriños, Claudio Iglesias, A Graña, Laxiña, Rosalía de Castro y da Igrexa, así como la carretera A Ostreira, el lugar de Terra de Portos, la carretera A Graña, el pasaje y el parque A Graña, y la avenida de Portugal, entre otros puntos del municipio.

La inversión prevista con cargo a este programa que se nutre de Fondos Europeos, es para el Concello de O Grove de 99.385,43 euros, de los que 79.508,34 corresponden a la línea de cofinanciación Feder; a los que se suman 12.377,09 euros del Concello y 7.500 euros de la Diputación de Pontevedra. El ente provincial obtuvo los recursos de la Unión Europea a través de una convocatoria del IADE, Instituto para la Diversificación y Ahorro de la Energía.

Carmela Silva agradeció a los alcaldes " su apuesta y su compromiso por hacer de sus concellos unas villas sostenibles". Añadió que la sostenibilidad tiene que ser una prioridad en las líneas de trabajo de los Ayuntamientos. "Por eso desde la Diputación estamos convencidos de que la agenda medioambiental tiene que marcar la política del siglo XXI. Es una cuestión de responsabilidad con esta generación y, sobre todo, con las que vienen. Los más jóvenes nos están demandando a los políticos que reaccionemos".

La presidenta provincial también apuntó que la firma de los convenios formalizada ayer "es solo el inicio de una apuesta por el medio ambiente que permitirá a la Diputación y a todos los concellos ser una gran referencia", ya que nadie quiere ir a un territorio que no sea sostenible.

La Diputación se presentará a una nueva convocatoria del IADE para impulsar la economía baja en carbono en todos los concellos de la provincia y los fondos europeos LIFE para un proyecto piloto centrado en prestar soluciones sostenibles e innovadoras en el tratamiento de aguas residuales de pequeños núcleos.