Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Memoria de un intelectual y Exposición de Plácido Castro en Vilagarcía

Síle Maguire: "Irlanda y Galicia compartimos la dolorosa experiencia de la emigración"

La embajadora inaugura en la sala Rivas Briones una muestra de fotos del único galeguista que logró pisar tierras irlandesas

Valentín García, Sonia Outón, Síle Maguire, Xulio Ríos y "Susi" Castro, ayer en la Rivas Briones. // I. Abella

A primera vista, las ruinas de la iglesia de las monjas de Clonmacnoise (Irlanda) se asemejan considerablemente a las del cementerio cambadés de Santa Mariña Dozo. Es una de las numerosas fotografías que en 1928 Plácido Castro (Corcubión, 1902-Cambados, 1967) publicó en El Pueblo Gallego sobre su viaje a tierras irlandesas cuando tenía 26 años. Fueron muchos los galeguistas de la época que disertaban sobre la Irlanda de principios del siglo XX, pero Plácido Castro fue el único que llegó a pisar ese territorio que tantas similitudes tenía con Galicia.

Las imágenes en blanco y negro tomadas por el intelectual fallecido en Cambados de los lugares más recónditos de la independiente Irlanda aparecen recogidas en la exposición "A Irlanda de Plácido Castro" que se inauguró ayer en la sala Rivas Briones de Vilagarcía con la presencia de la embajadora de Irlanda en España, Síle Maguire, y de la hija del traductor, Susana Castro, "Susi", presidenta de la Fundación Plácido Castro.

La embajadora destacó los lazos que unen a gallegos e irlandeses, así como "la dolorosa experiencia" que supone la emigración que ambos pueblos comparten, sin olvidar que esta semana se conmemoró el Día del Refugiado.

En los siglos XVII y XVIII Galicia dio cobijo a numerosos irlandeses, y a día de hoy España todavía sigue siendo el hogar de muchos de ellos. También se produjo el proceso inverso, pues emigrantes gallegos hicieron las maletas rumbo a las tierras del norte.

La exposición muestra fotos hechas por Plácido Castro sobre paisajes y patrimonio histórico irlandeses, así como de la vida cotidiana de sus gentes. Uno de los lugares que inmortalizó con su cámara fueron las islas Blasket, hoy en día ya deshabitadas. Según explicó Síle Maguire, sus pobladores eran familias extremadamente pobres, sin oportunidades educativas ni acceso a los servicios públicos. Vivían de la pesca de subsistencia.

Además de su periplo por Irlanda que se plasma en las paredes de la sala Rivas Briones, la muestra se completa con material colocado en vitrinas, como por ejemplo fotos originales de Castro en su Corcubión natal y también en Cambados, donde posa con su mujer, Jesusa Sineiro Vidal, y con sus hijos.

Tal y como recalcó la hija del intelectual, "Susi" Castro, la propuesta se amplía con una muestra biográfica sobre el autor. La Guerra Civil supuso un antes y un después en la obra de Plácido Castro, pues antes de la contienda abordaba temas "más comprometidos" y después "más literarios".

Por su parte, la edil vilagarciana de Cultura, Sonia Outón, se congratuló de que esta exposición fuese la primera del nuevo mandato y recordó la vinculación de Castro con la capital arousana, donde fue profesor de inglés en los años 60. El secretario xeral de Política Lingüística aludió a las similitudes entre Irlanda y Galicia.

Compartir el artículo

stats