Suscríbete

Faro de Vigo

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El veterano corresponsal Jesús Diéguez fallece a los 94 años

Desde las páginas del Decano dio cuenta, durante 40 años, de la vida social de Vilagarcía -El sepelio tendrá lugar esta tarde

Diéguez Patiño (centro) fue colaborador de FARO. // Arquivo: O Faiado

El fallecimiento ayer de Jesús Diéguez Patiño, corresponsal durante cuatro décadas del periódico decano de la prensa nacional en Vilagarcía de Arousa, causó consternación en Vilagarcía. Diéguez falleció a los 94 años de edad y la misa por su eterno descanso se celebrará hoy a las 16.00 horas en la iglesia de Santa Baia de Arealonga. Sus restos mortales descansarán en el cementerio general de Vilagarcía. Diéguez estaba casado con Elena Pazos y tenía cuatro hijos: Jesús (exconcejal en el Ayuntamiento de Vilagarcía), Fernando, Elena y Alejandro.

Nacido el 13 de diciembre de 1922, Jesús Diéguez Patiño fue siempre una mente inquieta y prolífica. Desde muy joven, Diéguez hizo realidad una de sus grandes pasiones, la de convertirse en la voz de su pueblo, Vilagarcía de Arousa, primero a través de colaboraciones en Galicia Nueva, periódico que se editaba en la ciudad y del que su padre era el director. Fue desde ahí cuando dio el salto a la corresponsalía de FARO DE VIGO, un trabajo que alternó con sus responsabilidades como gerente en la antigua fábrica Metalsa, más tarde Megasa.

A través de las páginas de FARO DE VIGO describió la vida en la ciudad durante casi cuatro décadas, haciéndose eco de todas las actividades sociales que se celebraban, pero también de momentos muy duros, como las tragedias que se registraban en el mar. De esas dio cuenta de una de las más recordadas, la del buque "Cabo Razo", pero también de muchas otras que quedaron registradas en las páginas del Decano de la prensa nacional. Ese trabajo que le llenó durante décadas lo dejó en mayo de 1976, tras haber colaborado con muchas publicaciones, radios, e incluso la televisión, convirtiéndose en el alma del periodismo local mucho antes de que se abrieran las delegaciones actuales. Las artes periodísticas no fueron las únicas que ocuparon su tiempo. Diéguez siempre estaba dispuesto a colaborar a la hora de impulsar todo tipo de actividades, participando en la fundación de toda una institución en la ciudad como el Club de Mar o en la primera de las peregrinaciones xacobeas que se celebró a través del Mar de Arousa. Estas fueron solo algunas de las múltiples iniciativas en las que participó en una vida que resultó muy prolífica.

Compartir el artículo

stats