Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Manuel Sineiro Domínguez: "Conservo documentos de mi familia que se remontan hasta el siglo XV"

"Hay documentos muy antiguos que ya hablan de la pesca de la lamprea en la zona del Ulla, en Padrón"

Manuel Sineiro Domínguez posa con parte de su colección de objetos antiguos. // Iñaki Abella

Manuel Sineiro Domínguez posa con parte de su colección de objetos antiguos. // Iñaki Abella

Manuel Sineiro Domínguez regenta en el centro de Dena un estanco propiedad de la familia desde hace generaciones, tanto que el establecimiento está considerado uno de los más antiguos de toda la comarca de O Salnés. Pero en realidad el establecimiento es algo más que un estanco al uso porque, a poco que el cliente detiene sus ojos en el interior, puede descubrir una variopinta colección de antigüedades que su propietario, gran apasionado de este mundo, ha ido consiguiendo a lo largo de los últimos 30 años. Desde un molde prehistórico para la confección de hachas encontrado en Dena, hasta diversas lámparas de quinqué -algunas de gran tamaño-, pasando por tallas de madera, hachas neolíticas en piedra pulida o una escafandra de inicios del siglo XX.

- ¿Cómo empieza su pasión por el mundo de las antigüedades?

- Fue a finales de los años 70 cuando descubrí en casa una maleta llena de documentos antiguos, lo que venía a ser el legado de un amplio archivo familiar desde generaciones atrás. En ella debía haber unos 700 documentos de varios siglos atrás, muchos la mar de curiosos y de gran interés histórico.

- ¿A cuándo se remontan los más antiguos?

- Al año mil cuatrocientos y pico, esto es, en pleno siglo XV.

- ¿Cuáles son los documentos más curiosos de ese archivo?

- Hay varios. Los hay muy antiguos que hablan ya de la pesca de la lamprea en la zona de Padrón, otros que son expedientes del tabaco de contrabando del año 1800, otros que apuntan las directrices para la elaboración del Catastro del marqués de la Ensenada, los hay que hablan de la Guerra de Independencia, uno de 1912 que es una autorización de la delegación del gobierno que concede permiso a un vecino de Dena para disponer de un vehículo tirado por caballos a modo de diligencia para el transporte de personas? Incluso hay alguno muy antiguo que habla de la contaminación en Dena?

- ¿De la contaminación?

- Sí, porque hace más de un siglo algunos vecinos de Dena con propiedades cerca de las telleiras, que por entonces había muchas en la zona, se quejaban por las molestias que causaba el humo cada vez que se hacía una hornada. El conflicto se solventó con un acuerdo, de ahí el documento, por el cual los dueños de las telleiras se comprometían a darle a los vecinos una cierta cantidad de tejas por hornada en compensación por las molestias o el daño causado.

- ¿Y usted los ha leído todos?

- He leído buena parte de ellos, otros es imposible descifrarlos dada la dificultad de entender la letra. Algunos historiadores que han sabido de este archivo se han acercado por aquí a lo largo de estos años para investigar.

- ¿Cómo da el salto a las piezas antiguas?

- Fue cuando un vecino de O Castro en Dena, sabedor de mi afición, me trajo una piedra que en realidad era un molde para fabricar hachas antiguas, pieza cuyo hallazgo comuniqué a la Universidad de Santiago y un equipo dirigido por Beatriz Comendado Rey la estudió y la dató entre el III y II milenio a. C. Ello acrecentó más todavía mi pasión por este mundillo.

- ¿Cuántas piezas posee?

- No sabría calcular? algo más de medio centenar, unas 60? quizás 70, no sabría precisar.

- ¿Cómo las consigue?

- Algunas las compré en anticuarios, otras me las han regalado, también he hecho algunos cambios con otra gente aficionada al mundillo, incluso las hay que han llegado a mis manos por casualidad.

- ¿Qué piezas resaltaría?

- Las hay muy variadas: una talla del siglo XV que es una Anunciación en madera que conseguí en Pontecaldelas; una escafandra de inicios del siglo XX "Siebe Gorman", que fue su inventor, y que me hice con ella O Grove; dos sulfatadoras de 1910, una antigua bitácora perteneciente a un barco que encalló en nuestras costas hace un siglo; una cafetera de bar de 1930 con la que di en Villafranca del Bierzo; una cómoda de sacristía policromada del siglo XVII; varias lámparas de quinqué, algunas hachas de piedra prehistóricas que aparecieron en O Couto, Chan do Monte y algunos otros lugares de nuestra zona?

Para continuar leyendo, suscríbete al acceso de contenidos web

¿Ya eres suscriptor? Inicia sesión aquí

Y para los que quieren más, nuestras otras opciones de suscripción

Compartir el artículo

stats