El bajo número de pasajeros de la comarca de O Salnés que durante las pasadas Navidades han hecho uso del servicio del "Noitebús" ha justificado la decisión de Política Territorial para suprimirlo en esta Semana Santa.

Según los datos aportados ayer por este departamento autonómico, la última vez que se puso en marcha el servicio tan sólo cien usuarios accedieron a los autocares de las dos líneas entre Vilagarcía y Portonovo y San Vicente de O Grove a Sanxenxo. En concreto, la primera fue utilizada por noventa personas mientras que la segunda sólo por tres en todas las fiestas.

La propuesta de transporte alternativo para los jóvenes tampoco cumplió objetivos de rentabilidad en la campaña del pasado verano, de modo que en los ocho fines de semana tan sólo se logró un promedio de 175 pasajeros, lo que implica que en la ruta de Vilagarcía a Portonovo se hayan cubierto un total de 1400 viajes.

Este parámetro es muy inferior al alcanzado de promedio en las restantes rutas de Galicia. En comparación con las demás puestas en marcha, cabe indicar que la media se situó en 4.000 usuarios, si bien algunas estuvieron cubiertas por dos mil y otras por unas cinco mil personas en el mismo período.

Sin embargo también es de destacar el hecho de que no es comparable el período vacacional de Navidades, en que las fiestas son más hogareñas e implican menos viajes, a las de Semana Santa, donde el ambiente en zonas turísticas como Sanxenxo u O Grove, provocan un mayor movimiento de la juventud.

De todos modos, Política Territorial asegura que el hecho de la supresión del "Noitebús" esta Semana Santa no implicará de tácito "que no se pueda recuperar en el verano", siempre que los estudios así lo aconsejen.

A cambio, Política Territorial si ha decidido poner en marcha estas líneas de autobús nocturno en la provincia de Ourense "donde no había ninguna" y otra más en Lugo. Esta última ciudad contará con dos rutas entre Viveiro y Ribadeo y entre Sarria y la capital.

Los arousanos que quieran utilizar este servicio deberán desplazarse primero a Pontevedra, desde donde si saldrán autobuses hacia Portonovo y O Grove, en los horarios habituales tanto de ida como de regreso.

Segunda vez que se excluye a la comarca

La Consellería de Política Territorial tiene constancia de que el servicio, como ha sido creado, ha cumplido con un objetivo básico que es el de favorecer la seguridad de los jóvenes que cada fin de semana se desplazan de noche a zonas turísticas para disfrutar del ocio que en ellas se ofrecen.

Por ello ya anunció que la Consellería va a sacar una orden de ayudas para que los municipios que así lo pidan lo tengan permanentemente.

Las ayudas irían dirigidas a ayuntamientos y asociaciones.

De todos modos es de subrayar que Política Territorial ya tuvo que reconsiderar en el primer momento la decisión de no incluir a la comarca de O Salnés en las rutas del "Noitebús", al darse cuenta de que sería un servicio muy útil para la juventud de la comarca.

De hecho, la gran cantidad de accidentes que se registraron tanto en vías principales como secundarias de la comarca, algunos con víctimas mortales, provocaron ese cambio de opinión de la administración autonómica.

Además de la ruta de O Salnés, la Dirección xeral de Transportes también decidió suprimir el servicio entre Ramallosa y Santiago y Ferrol a Cedeira "por sus bajos resultados".

El precio del viaje en las rutas que se mantienen seguirá siendo de 1,50 eros, ida y vuelta, toda la noche, salvo en áreas metropolitanas.