Patricia Puértolas / VILAGARCÍA

El festival "Perla de Arosa 2005" llevó el domingo hasta el Auditorio Municipal de Vilagarcía la magia del ballet clásico y la alegría de la música tradicional.

La función contó con la participación de unos 50 jóvenes de entre 8 y 24 años que interpretaron piezas de muy diversos estilos. Un conjunto de danzas que consiguió atraer a un gran número de personas, que alrededor de las once ocupaban poco más de la mitad del aforo con el que cuenta el recinto municipal.

El festival se abrió con el baile de un grupo de viudas llorando la muerte de sus marineros, en una primera parte muy clásica donde El Quijote fue uno de los grandes protagonistas. Las venturas y desventuras del hidalgo caballero, en el año del cuarto centenario de la obra de Cervantes, estuvieron presentes con piezas como "El sueño", "Don Quijote" y "Paso a dos y coda", que fue interpretada por seis jóvenes con abanicos. Estas piezas quijotescas se pusieron en escena por primera vez, como antesala del festival que el grupo ofrecerá en el mes de diciembre y que estará dedicado en exclusiva a este clásico de la literatura española.

Las muiñeiras y otras manifestaciones tradicionales ocuparon la segunda parte del programa, en el que los alumnos de la "Perla de Arosa" salieron al escenario con vistosos trajes regionales. De esta forma, las danzas de distintas zonas de Galicia, como Monforte, Chantada o Areal emocionaron al público.

Además, el festival contó con un baile marinero y con una jota al son de la música orquestada por el grupo de gaiteros "Os Xinceiros", que pusieron el broche de oro a la actuación.

El ciclo de títeres

Por otra parte, el ciclo de títeres organizado por la Concellería de Cultura continúa hoy en la Praza do Castro. La actividad, dirigida al público infantil, tendrá lugar a partir de las diez y media de la noche y la entrada, como viene siendo habitual, será gratuita.

La obra que se podrá ver esta noche lleva por título "A pedra que arde" y corre a cargo de la compañía de Títeres Cachirulo. El espectáculo, basado en un cuento de Eduardo Galeano, tiene como protagonista a Miguel, un niño que vivirá situaciones insospechadas. La magia de las marionetas volverá mañana con la representación de la obra "A sorprendente historia do benfadado Mourellas", de la compañía Títeres Falcatrúa, que tendrá lugar a las diez y media de la noche, en el mismo escenario.