Repelentes contra el zika... y muchos insectos más

Farmacéuticos gallegos explican las formas de prevenir las picaduras y cómo actuar cuando ya es demasiado tarde

29.06.2016 | 22:06
Prevenir las picaduras de los mosquitos es posible // FARO

CLAVES

  • ¿Cómo puedo evitar las picaduras? Conviene utilizar ropa de algodón con colores discretos (ya que los colores llamativos atraen a los insectos, al igual que los perfumes y cosméticos) y llevar pantalones largos. Mantener una correcta higiene corporal; la sudoración y los olores fuertes les invitan a picar.
  • ¿Cuál es el repelente más adecuado? No existe un repelente universal de insectos. Hay productos indicados para niños y otros para adultos y un mismo repelente puede ser más o menos eficaz en función de la ubicación. La Dietiltoluamida sigue siendo muy eficaz.
  • ¿Cómo se deben utilizar? Han de aplicarse sobre la piel o, en algunos casos, sobre la ropa. Si los repelentes se utilizan sobre la piel, han de aplicarse cada 8 horas y extenderse bien. Evitar echarlo sobre heridas o piel dañada y usar primero el fotoprotector. No es recomendable el uso en menores de 2 meses.
  • ¿Y si ya me ha picado? Una vez producida la picadura, se ha de evitar rascarse la piel. Se debe tratar con una solución cutánea con amoniaco (o a base de ingredientes naturales), con una crema anti-inflamatoria con corticoides o, en su defecto, con un cubito de hielo.

Con la llegada del verano acuden también los temidos mosquitos y toda una serie de insectos dispuestos a fastidiar hasta las vacaciones más idílicas. Farmacéuticos gallegos ofrecen las claves para evitar las molestas picaduras y explican la forma de utilizar correctamente los repelentes. El virus del Zika, que transmite el mosquito Aedes, es este año el peor enemigo.

Las picaduras de insectos pueden convertir un viaje idílico en una verdadera pesadilla. El verano es, junto con la primavera, la estación de mayor prevalencia y, aunque las picaduras no suelen ocasionar grandes problemas y el 90 por ciento se puede tratar en el ámbito familiar, las molestias sí pueden aguar unas vacaciones. Prevenirlas es la mejor forma de evitar males mayores y, para ello, los farmacéuticos ofrecen una variada oferta de repelentes. Pero, ¿cuáles son los más adecuados para cada caso? Expertos gallegos tienen la respuesta.

"Es importante adoptar medidas preventivas de las picaduras de insectos mediante el uso de repelentes en las zonas de piel expuestas, sobre todo si se van a realizar actividades al aire libre. Otra medida útil es disminuir al máximo la superficie corporal expuesta, utilizando ropa de manga larga y pantalones largos. La ropa impregnada de permetrina refuerza la protección. También se recomienda evitar zonas de agua estancada y el uso de insecticidas domésticos", explica Alba Soutelo, presidenta del Colegio Oficial de Farmacéuticos de Pontevedra.

Los mosquitos son los que peor fama tienen, pero también las garrapatas, chinches y moscas son una fuente importante de transmisión de enfermedades. Se calcula que estos invertebrados transmiten patologías a más de 700 millones de personas cada año, muchas de ellas graves (malaria, fiebre amarilla, dengue, Chagas, enfermedad del sueño, etc.) según explican desde la Sociedad Española de Farmacia Familiar y Comunitaria (SEFAC).

"Es importante extremar las medidas preventivas en pacientes con enfermedades inmunológicas o autoinmunes, enfermedades crónicas graves y en mujeres embarazadas. También deben aplicarse medidas preventivas a las personas infectadas por insectos, para prevenir la transmisión de la enfermedad por otros insectos inicialmente no infectados", advierte Soutelo.

Correcta aplicación
La representante de los farmacéuticos pontevedreses indica que hay que seguir siempre las recomendaciones de uso que aparecen en el etiquetado del repelente. "Se debe extender en cantidad suficiente para cubrir la piel expuesta y debe evitarse aplicarlo sobre heridas o piel dañada. En casos de sudoración excesiva, debe aplicarse más frecuentemente. Si se utilizan otras cremas, como los fotoprotectores, el repelente se debe aplicar en último lugar. No es recomendable el uso de repelentes en niños menores de 2 meses sino que se deben utilizar únicamente barreras físicas, como mosquiteras, en cunas y carritos", apunta Soutelo, al tiempo que destaca que los repelentes actualmente disponibles en el mercado "tienen unos perfiles de eficacia, seguridad y tolerabilidad muy satisfactorios". La experta apunta el DEET (Dietiltoluamida) como un repelente muy eficaz, sobre todo para usar en viajes a zonas de riesgo. "Se están buscando nuevas formulaciones que permitan reducir la concentración del repelente sin disminuir la duración de la acción". El Icaridin es también una buena alternativa, dice, "ya que muestra una baja toxicidad y unas buenas características organolépticas", describe.

Este verano el foco estará puesto en el zika, un virus que se transmite a través de mosquitos del género Aedes y cuya infección cursa con sintomatología leve y pasa desapercibida en la mayoría de los pacientes, aunque se ha observado un incremento de casos de microcefalia y trastornos neurológicos en neonatos relacionados con la presencia de este virus en embarazadas. En las farmacias gallegas están disponibles muchos de los repelentes de insectos autorizados por la Agencia Española de Medicamentos que son eficaces frente al género Aedes. "En la etiqueta debe aparecer el número de autorización y registro", indica Soutelo.

El 7 de julio (20.30 horas) en la sede de Vigo del Colegio de Farmacéuticos de Pontevedra tendrá lugar una charla sobre el virus del Zika, en la que se hablará sobre su ciclo de transmisión y su prevención.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine