Salud cardíaca

Arritmias, el origen de un corazón desordenado

Suponen hasta el 3,6% de las urgencias generales y en algunos casos pueden dar lugar a ictus

14.04.2014 | 13:55
La fibrilación auricular es la arritmia más común.

La alteración del ritmo cardiaco se traslada a latidos cuya frecuencia pasa a ser demasiado rápida o muy lenta e irregularidades que en la mayoría de los casos necesitan la intervención de los profesionales de urgencias de los hospitales. Los mayores son el segmento de la población más afectado por estos trastornos del corazón.

Según explica a Alfonso Martín, jefe de Servicio de Urgencias del Hospital Universitario Severo Ochoa, la arritmia más prevalente entre la población general es la fibrilación auricular, presente en una de cada tres hospitalizaciones por trastornos del ritmo cardíaco.

A estas arritmias auriculares se suman otras menos frecuentes como las arritmias ventriculares asociadas a la enfermedad cardiaca y culpables de la muerte súbita y las arritmias que imponen al corazón ritmos demasiado lentos y se corrigen con la implantación de marcapasos, las llamadas bradiarritmias, explica Martín.

En la fibrilación auricular el ritmo cardiaco se vuelve rápido e irregular dando lugar a síntomas como palpitaciones, dificultades para respirar, mareos o incluso dolor torácico derivados del fallo en el sistema eléctrico del corazón. Constituyen el 3,6% de las urgencias generales, las genera el 2% de la población general y hasta un 10 por ciento de quienes la sufren superan los 80 años.

El especialista, coordinador de la Sección de Arritmias Cardiacas de la Sociedad Española de Medicina de Urgencias y Emergencias (SEMES), señala que estas arritmias son el origen de coágulos en el corazón que dan lugar a ictus cerebrales e insiste en que el mensaje principal es que estas consecuencias son evitables si se sigue el tratamiento con los medicamentos anticoagulantes.

A pesar de ser tan frecuentes, las arritmias auriculares suponen un reto para los facultativos por su variedad de formas. El especialista del hospital madrileño apunta algunas de las características presentes en la gestión clínica de estas alteraciones cardiacas:

1. Orígenes diversos: las arritmias están asociadas con factores de riesgo cardiovasculares como la hipertensión o el sobrepeso pero también con el paso de los años y el envejecimiento, los trastornos en las válvulas cardiacas o la apnea del sueño.

2. Tantas arritmias como corazones: cada paciente presenta unas características distintas, la recurrencia en las arritmias varía, así como los síntomas, su duración y los tratamientos necesarios para devolver al corazón el ritmo saludable.

3. Identificar el trastorno: en algunos casos los controles médicos de rutina, la edad del paciente o los síntomas son muy evidentes pero en otras ocasiones éstos se pueden confundir con un ataque de pánico o una crisis de angustia, por ello siempre es necesario acudir a las instalaciones hospitalarias y realizar los exámenes pertinentes. La edad es un factor clave pero las arritmias se pueden presentar en personas jóvenes y son más comunes a partir de los 50 años.

4. Domar el corazón: cuando el paciente llega a urgencias con una arritmia se emplean fármacos denominados betabloqueantes o se pasa a la llamada cardioversión a través de medicamentos o de una intervención en la que se seda al paciente para aplicarle corrientes eléctricas. El tratamiento depende del estado físico de cada paciente, apunta el especialista, que destaca que el abordaje de la patología supone un análisis y tratamiento global que varía de unas personas a otras.

En este sentido, Martín acentúa la importancia del tratamiento básico con fármacos anticoagulantes en los pacientes de alto riesgo en los que confluyan trastornos como diabetes, hipertensión, insuficiencia cardiaca, ictus previos y otras patologías vasculares.

5. Precauciones iniciales: lo fundamental es que cuando se produzca una arritmia la persona pida asistencia y acuda a su centro de atención sanitaria más cercano, que permanezca lo más tranquila posible y en reposo y que no tome ningún tipo de medicación distinta a la habitual, también se desaconseja cualquier tipo de maniobra no indicada por parte del acompañante.

6. Conclusiones científicas: los resultados de un análisis internacional RHYTHM-AF que examina la dolencia en Urgencias apuntan a que existe una gran heterogeneidad en el tratamiento entre países, en las características de los pacientes, las estrategias de cardioversión o en el escalón asistencial (urgencias o planta de hospitalización) donde se realiza el control del ritmo.

En el trabajo, publicado en la revista 'Internacional Journal of Cardiology', han participado 4.000 pacientes de los servicios de urgencia de 11 hospitales de Europa (entre ellos el hospital madrileño), Australia, Brasil y Estados Unidos.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Salud

Las quemaduras dejan secuelas a largo plazo.
¿Cómo actuar ante una quemadura solar?

¿Cómo actuar ante una quemadura solar?

Hidratar mucho, no tirar de la piel y usar ropa suave son algunas de las pautas que te ayudarán

Cinco consejos para evitar marearte en el coche

Cinco consejos para evitar marearte en el coche

Mantener una postura erguida o no fijar la vista en un punto son varias de las recomendaciones

¿Qué medidas tomar ante un corte de digestión?

¿Qué medidas tomar ante un corte de digestión?

Un choque térmico en el agua puede producir desmayos o un paro cardiaco

¿Qué es el fipronil y qué puede pasar si se consume?

¿Qué es el fipronil y qué puede pasar si se consume?

Respondemos a algunas cuestiones clave sobre la alerta de los huevos contaminados

Las diez enfermedades contagiosas más frecuentes en España

Las diez enfermedades contagiosas más frecuentes en España

La tuberculosis o el sida tienen una mayor incidencia en nuestro país que en los del norte de Europa

Pieles atópicas, ¿cómo hay que cuidarlas en verano?

Pieles atópicas, ¿cómo hay que cuidarlas en verano?

Descubre prácticos consejos de hidratación y cuidado para evitar nuevos brotes estas vacaciones

Enlaces recomendados: Premios Cine