La fuerza de las ratas

La actriz Jennifer Lawrence confiesa que vivió miseramente entre roedores en un apartamento de Nueva York

27.12.2015 | 02:14
Jennifer Lawrence.

Jennifer Lawrence se ha convertido este año en la actriz mejor pagada según la revista "Forbes", con unos ingresos de 46 millones de euros. Pero no todo ha sido fácil en la vida de la actriz, sus comienzos dentro del mundo de la interpretación fueron de lo más duros. La protagonista de "Joy" narró al periódico "The Sun" cómo vivió los primeros años en los que se trasladó desde su localidad natal, Louisville, a Nueva York. "Me criaron las ratas y eso te hace más fuerte. Llegué a un punto en el que literalmente compartía mi comida con ellas. No tenía nada de dinero", afirma con rotundidad. "Al principio, si una rata se había comido parte de mi pan, estaba en plan: ¡Eh!, y tiraba el resto de la barra. Pero llegó un momento en el que empecé a cortar solo alrededor del agujero que se había comido la rata", continúa explicando.

Un comienzo muy duro en el que recibió el apoyo incondicional de sus padres al ver el sufrimiento y sacrificio que estaba realizando su hija por cumplir su sueño: "Fue entonces cuando mis padres se dieron cuenta de que de verdad quería hacer esto".

Al parecer, cuando llegaba la noche, las ratas se adueñaban del apartamento de Lawrence. "No podía ni siquiera ir al baño", afirma en la entrevista.

Las penurias de la actriz fueron compartidas por su familia, la cual supuso un apoyo imprescindible para lograr alcanzar sus objetivos cinematográficos. "Fue entonces cuando mis padres se dieron cuenta de que de verdad quería hacer esto". Cuando los progenitores de la estrella se dieron cuenta de sus lamentables condiciones de vida, decidieron apoyarla definitivamente: "Mi padre me vino a visitar y aún ahora se acuerda de ese día", concluye Lawrence.

Días antes de estas impactantes afirmaciones la actriz ha vuelto al núcleo de la polémica por sus declaraciones en un programa de televisión. Sin querer dar detalles, la joven intérprete insinuaba antes de ir a los Oscar, vio a su hermano fumar y ella lo probó. Lawerence no quiso dar más pistas, no detalló si fue el año que ganó la estatuilla.

Jennifer Lawrence en su gira de promoción visitó el plató del programa "Watch What Happens Live", en el que jugó al juego de la quinta enmienda siendo sometida a una serie de preguntas comprometidas. El juego, como recoge la constitución de EE UU, le da el derecho a no declarar. Una forma de educar en política.

El presentador, Andy Cohen, le contó a la actriz que en una entrevista anterior Susan Sarandon le había confesado haber fumado marihuana antes de muchas galas importantes, excepto las de los Oscar. Entonces fue cuando Lawrence dijo que antes de una gala de los Oscar había visto a su hermano fumando en una pipa "pero no voy a decir qué", añadió. Pero lo que Jennifer sí confesó fue que ella lo probó. "¿Tomaste... un poco de éxito?", le preguntó con un doble sentido el presentador, a lo que Lawrence respondió: "bueno... sí", dijo. "¿Fue el año que ganaste el Oscar?", quiso Cohen, pero ahí la actriz se plantó: "me acojo a la quinta enmienda", añadía divertida. Con unos orígenes profesionales tan duros, con la voluntad de hierro que ha demostrado y con el apoyo familiar el éxito artístico y económico de la actriz le permite superar cualquier obstáculo.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine