Tras 16 años juntos

El largo camino de ´Los chicos del callejón´

Separaciones, marchas y drogas a punto han estado de romper la boy band más exitosa de todos los tiempos

31.10.2009 | 23:36
El grupo saboreando el éxito en los inicios de su carrera
El grupo saboreando el éxito en los inicios de su carrera

Los Backstreet Boys (los chicos del callejón) nacieron oficialmente en el año 1993. El grupo fue el fruto de las ambiciones personales de Lou Pearlman, un millonario de Florida que, inspirado en la banda de los 80 News Kids on the Block, quiso formar su propia banda.

Para ello puso anuncios en periódicos locales a los que contestaron A. J. McLean, Howie Dorough y Kevin Richardson, quien propuso a su primo Brian Littrell para sustituir a otro joven seleccionado que finalmente decidió no formar parte del grupo y del que muy poco se sabe. El quinto miembro, Nick Carter, con tan sólo 13 años, era el más joven del grupo.

También era el más famoso. Carter había realizado numerosos trabajos como cantante y actor infantil y rechazó la oferta del famoso programa juvenil The Mickey Mouse Club para unirse al grupo.

Tras cuatro años creando la identidad del grupo, marcada por sus estilismos, sus guiños a las adolescentes, sus temas bailables y unas espectaculares coreografías tanto en el escenario como en los videoclips, el grupo alcanza el éxito en 1997 con el sencillo Everybody, un tema del álbum Quit Playing Games (With My Heart) e inspirado en el Thriller de Michael Jackson.

A partir de ese momento les llegaría la fama, los premios MTV y la legión de fans adolescentes.

Tras el éxito, llegaron los malos tiempos. Su cuarto disco Black and Blue (2000) tenía un sonido diferente a los anteriores y sus fans, que habían crecido, no lo recibieron con los brazos tan abiertos como en las anteriores ocasiones.

Pero el declive del grupo estuvo marcado por los problemas personales. La banda tuvo que suspender la gira tras el ingreso de A. J. McLean en una clínica de desintoxicación debido a sus problemas con el alcohol y las drogas.

Howie Dorough, por su parte, todavía estaba de luto por la muerte de su hermana en 1998 a causa de un cáncer.

La ruptura del grupo estaba cerca y se materializó a mediados del 2001, periodo que Nick Carter aprovechó para desarrollar su carrera en solitario. Rubio y con cara angelical, Carter era el miembro de la banda que más pasiones despertaba entre las jovencitas. Sin embargo, su éxito entre las fans no fue equiparable a su éxito en solitario.

Recientemente Carter ha confesado que lleva diez años luchando contra las drogas y el alcohol.

El regreso

El grupo volvió a juntarse en 2005 y grabó un nuevo disco Never Gone, que fue muy bien recibido por el público.

La reunión duro poco. Un año después Kevin abandonaba el grupo y la banda decidía tomarse un descanso para iniciar sus propios proyectos. Entre ellos el reality televisivo en el que Carter participaba con sus hermanos.

En 2007 la banda, ya sin Kevin, volvió a grabar un disco Unbreakable (Irrompible), un título que ponía de relieve la nula intención del grupo de romper su unión de manera definitiva.

Unbreakable mostraba un sonido y unas letras más maduras, algo que gustó a sus fans. La gira mundial, que empezó en febrero de 2008 y terminó en marzo de este año, fue un éxito.

Hoy, en la treintena la mayoría de ellos, con un nuevo álbum bajo el brazo (This is us) y 75 millones de discos vendidos son la única ´boy band´ que puede presumir de no haber desaparecido en el ocaso de la fama efímera que ha caracterizado a estos fenómenos musicales.

Sociedad y Cultura

La política y ´la haka´ de los All Black, protagonistas de los Premios Princesa de Asturias

La gala ha estado marcada por la crisis catalana y la presencia de un presidente por segunda vez

 
Enlaces recomendados: Premios Cine