Guiness de los Records

Dos chinos se disputan el título del hombre más alto del mundo

15.04.2009 | 11:39

El hombre vivo más alto del mundo es el chino Bao Xishun, apodado "el Mástil" con 2,36 metros de altura, según el Libro Guiness de los Records, pero un compatriota suyo aspira a quitarle el título pues dice que mide 10 centímetros más, según relató la prensa oficial china.

Zhao Liang, de 27 años y 2,46 metros, es por ahora mucho menos conocido que Bao, toda una celebridad en el país asiático, pero acaba de darse a conocer públicamente después de ser hospitalizado para una operación en su pie izquierdo, que arrastra una lesión de tendones desde hace una década.

En el hospital, ninguna cama era lo suficientemente larga para él, por lo que se juntaron dos normales para dar descanso al gigante.

Zhao, residente en la provincia central de Henan, no puede figurar en el libro de los récords hasta que lleve a cabo mediciones con jueces homologados, por lo que por ahora la marca continúa en manos de Bao, residente en Mongolia Interior, en la China septentrional.

Zhao jugó al baloncesto de adolescente, pero la lesión de la que se acaba de operar truncó su carrera deportiva, y desde entonces forma parte de una "troupe" de artistas, haciendo trucos de magia y tocando la flauta y el saxofón.

Según los doctores que atendieron a Zhao en el hospital, éste no presenta complicaciones de salud derivadas de su gran altura, y podrá volver a andar tras una recuperación de dos meses.

El título de hombre más alto del mundo ha estado muy disputado en los últimos años, ya que su actual poseedor Bao tuvo como rival al ucraniano Leonid Stanyk, quien en las ediciones de 2006 y 2007 figuró en el libro de las proezas con una altura de 2,57 metros pero más tarde fue desposeído de su título.

Stanyk, apodado "el Gulliver ucraniano", se negó a aceptar las nuevas normas que estableció el Libro Guiness para homologar récords, que exigen mayores controles:
Los aspirantes a ser el mayor "gigante" mundial deben medirse seis veces en el mismo día, tanto de pie como acostados, unas condiciones que Bao aceptó pero su rival ucraniano no.

 
Enlaces recomendados: Premios Cine