UOC

Un estudio demuestra que en igualdad de condiciones las mujeres ganan hasta 350 euros menos que los hombres

15.12.2008 | 21:04

La Universitat Oberta de Catalunya (UOC) presentó hoy un estudio que demuestra la persistencia de la discriminación de género en el empleo TIC (Tecnologías de la Información y las Comunicaciones). Tanto en el empleo TIC como no TIC existe un componente de discriminación salarial.

Concretamente, en los empleos no TIC los hombres ganan 349 euros más que las mujeres y en los TIC los hombres ganan 322 euros más.
De hecho, una de las principales conclusiones es que las mujeres con empleo TIC tienen mejores condiciones laborables que el resto de mujeres, pero "bastante peor" que los hombres de su sector.

Otro dato relevante del estudio es que las mujeres suelen tener una ocupación vinculada a la labor administrativa.

Otras barreras culturales e institucionales que desalientan a las mujeres con respecto a las carreras científicas y profesionales en este sector son los prejuicios y estereotipos de género, la permanencia y promoción de las mujeres, las condiciones de trabajo y los usos del tiempo, y los criterios de excelencia científica, innovadora o profesional.

Así lo afirma la investigación realizada por el programa de Investigación sobre Género y TIC de la UOC financiada por el Plan Avanza Género del Ministerio de Industria y dirigida por la catedrática Cecilia Castaño.

Por otro lado, el estudio remarca que, aunque la presencia de las mujeres es escasa, cuando ésta es mayor se producen mejores resultados desde el punto de vista tanto de la investigación como de la innovación y, en definitiva, la competitividad en universidades, centros de investigación y empresas.

CONCILIACIÓN VIDA FAMILIAR

Una de las principales barreras para que las mujeres alcancen puestos de liderazgo en el sector TIC es la conciliación familiar y, es curioso resaltar que, mientras el 75% de los hombres encuestados creen que no existe ninguna barrera o que el problema es por falta de candidatas, las mujeres consideran en más de un 35% que la barrera fundamental es la conciliación de la vida laboral y familiar.

Las mujeres en puestos directivos son más frecuentes en empresas grandes y norteamericanas y esto se debe a que de este modo "las empresas consiguen mejores resultados" recalcó Castaño. Algunos ejemplos son IBM, Hewlett Packard o Microsoft.

Pero en "el entorno español siguen existiendo muchas desigualdades". También hizo hincapié en que cuando una trabajadora se queda embarazada se entiende como un "problema".

De hecho, para Castaño, el momento crítico de la vida laboral de una mujer sigue siendo el embarazo. El verdadero problema es "cuando el niño crece", ya que requiere más atenciones.

Pero a la vez son las jóvenes ingenieras en el sector del TIC las que reflejan muy bien los dilemas a los que se enfrentan las mujeres de este sector, relativos a los horarios, maternidad, conciliación, el déficit de mujeres, la discriminación positiva y la igualdad de género.

Según el estudio, las jóvenes "a menudo" se convierten en "prisioneras" de los estereotipos y ellas mismas son las que tienden a minimizar las desigualdades, que atribuyen a la tardía y lenta incorporación de la mujer al mundo laboral.

MEDICINA Y BIOLOGIA

Las mujeres representan el 59% de los titulados universitarios superiores en España, pero sólo el 24% en Informática y Telecomunicaciones. En los últimos diez años su presencia ha disminuido.

La medicina, la biología y la biotecnología son ámbitos donde predominan las mujeres. Además, el estudio observó que los grupos de investigación feminizados (con la media de mujeres) tienen, sin embargo, una elevada tasa de éxito en la obtención de proyectos en diferentes convocatorias competitivas sobre todo el plan nacional de I+D+i y de convocatorias europeas.

 
Enlaces recomendados: Premios Cine