Sanidad

Europa se inspira en el modelo español para fomentar los trasplantes

08.12.2008 | 16:07

La Comisión Europea (CE) ha aprobado hoy un plan para fomentar el trasplante de órganos en la UE inspirado en parte en el sistema español, ya que este país "es un ejemplo a seguir" en este ámbito, según dijo la comisaria europea de Sanidad, Androulla Vassiliou.

Entre otras propuestas, el ejecutivo comunitario recomienda la designación de un coordinador de trasplantes en todos los hospitales europeos, una figura que sólo existe en España, y que ha propiciado un incremento de las donaciones de órganos en un 130 por ciento en 10 años, según datos de la CE.

El coordinador, encargado de entrevistar a las familias después del fallecimiento de los pacientes para que autoricen la donación de sus órganos, "es uno de los aspectos más importantes" que han inspirado a la Comisión para elaborar su plan, afirmó Vassiliou en rueda de prensa.

España "tiene un sistema que funciona bien, y animamos a los Estados miembros a seguir su ejemplo", añadió la comisaria, quien también destacó la "presunción de consentimiento" para donar órganos -otra exclusividad del sistema español- como una medida "muy efectiva" para promover las donaciones.

No obstante, la CE no ha incluido este punto en su conjunto de recomendaciones, al considerar que la decisión entre la presunción de consentimiento o el consentimiento facultativo "depende de factores culturales, y es una cuestión propia de cada país", según Vassiliou.

La responsable comunitaria calificó de "inaceptables" las grandes diferencias entre los Estados comunitarios, y comparó los datos de España, donde en 2007 hubo casi 35 donantes por cada millón de habitantes, a los de Grecia o Rumanía, donde esta proporción fue del 6 y del 0'5, respectivamente.

Para solventar estos desequilibrios son necesarias "grandes mejoras en la coordinación, en la concienciación de la población y en la armonización de medidas para hacer los trasplantes más seguros", señaló Vassiliou.

En particular, la CE sugiere la creación de estándares europeos para determinar las características de los órganos donados, fijar los procedimientos de extracción, almacenaje y transporte; así como para el seguimiento de los posibles efectos adversos después de un trasplante.

También se recomienda la creación de autoridades nacionales competentes para velar por el cumplimiento de estas condiciones una vez sean acordadas por los Estados miembros.

Todas estas medidas deberán ser aplicadas por los países comunitarios entre 2009 y 2015, aunque éstos contarán con "flexibilidad" para hacerlo, dijo Vassiliou.

Actualmente, en la UE hay unos 56.000 pacientes a la espera de recibir un órgano compatible, y se estima que diariamente mueren 12 personas que podrían salvarse si se les realizara un trasplante, según datos de la CE.

noticias de FARODEVIGOMapa web
Otras webs del Grupo Editorial Prensa Ibérica
Faro de Vigo