Espectáculo

Paul McCartney le presta su voz a ´El Bombero´ en ´Electric arguments´

30.11.2008 | 11:20

The Fireman (El Bombero) es el proyecto alternativo que Paul McCartney comparte desde 1993 con el productor Youth y que, después de dos álbumes instrumentales, toma ahora un nuevo rumbo en "Electric arguments" con la voz del ex beatle como gran reclamo.

El Bombero regresa cantando diez años después de su anterior entrega, "Rushes", y el lanzamiento de su nuevo álbum esta semana ha coincidido con el cuarenta aniversario de la publicación del mítico "Álbum blanco" de los Beatles.

Pero McCartney no ha vertido un ápice de nostalgia en "Electric arguments" (Everlasting), en el que ha reunido junto a Youth trece temas que grabaron en otros tantos días durante el último año.

McCartney, de 66 años, ha explicado en su página web (paulmccartney.com) que no tenía una sola canción escrita para el álbum y que los temas surgieron durante las experimentales sesiones de grabación.

El ex beatle y su socio tenían claro que en esta ocasión El Bombero cantaría; pero todo lo demás lo improvisaron en el estudio, explica Paul, quien compara esta experiencia a la de caminar por una cuerda floja: emocionante y aterradora a la vez.

El espíritu libre de "Electric arguments" recuerda al de los trabajos más arriesgados que el músico de Liverpool ha firmado en solitario, concretamente a los dos álbumes que tituló con su apellido, "McCartney" (1970) y "McCartney II" (1980).

El tercer disco de The Fireman se abre con una descarga de puro rock, "Nothing too much just out of sight", toda una sorpresa en un proyecto caracterizado por los sonidos etéreos y ambientales.

McCartney y Youth centran el tiro en "Sing the changes", uno de los singles más destacados que ha firmado el ex beatle en los últimos tiempos, y en "Highway", otro de los ganchos del disco.

Con este álbum, The Fireman ha ampliado su campo de acción y ganado en concreción, aunque el proyecto ha perdido el carácter anónimo de sus comienzos, cuando todavía nadie sabía quién estaba detrás de "Strawberries oceans ship forest", el disco de presentación de 1993.

La prensa no tardó en descubrir que tras El Bombero se escondía nada menos que Paul McCartney, quien, seducido por la música electrónica, se había asociado con Martin Glover, un reputado productor conocido como Youth, que fue miembro de la banda británica Killing Joke.

La lista de clientes de Youth, que en un mes cumplirá 47 años, es inmensa e incluye a U2, Depeche Mode, Crowded House, The Verve, Texas y Dido.

Una vez que El Bombero ha salido del armario, McCartney y Youth no han tenido inconveniente en que sus nombres aparezcan discretamente en la portada de "Electric arguments", título que el músico de Liverpool sacó de un poema de Allen Ginsberg.

La nueva entrega de The Fireman ha sido bien acogida por la crítica, que ha definido el sonido del álbum como una mezcla entre Led Zeppelin y Arcade Fire.

La comparación satisface a McCartney, quien asegura que durante la grabación de "Electric arguments" tuvo una sensación de libertad similar a la que experimentó junto a los Beatles cuando el grupo se convirtió en 1967 en la Banda de los Corazones Solitarios del Sargento Pepper.

¿Veremos alguna vez a El Bombero actuar en directo? "Se lo preguntaré", ha respondido McCartney, quien considera que es "una buena posibilidad".

Sociedad y Cultura

La política y ´la haka´ de los All Black, protagonistas de los Premios Princesa de Asturias

La gala ha estado marcada por la crisis catalana y la presencia de un presidente por segunda vez

 
Enlaces recomendados: Premios Cine