reflexiones

Savater y Vallvey sostienen que la cultura ´no salva´ de la maldad a las personas

13.11.2008 | 17:00

El ganador del Premio Planeta 2008, Fernando Savater, y la finalista, la ciudadrealeña Ángela Vallvey, sostuvieron hoy que la cultura "no salva" de la maldad a las personas porque "refinar el espíritu no acaba con las miserias", alegó la castellanomanchega, y, aún más, les hace ser "los verdaderos malos" porque "podrían ser de otra manera pero eligen lo peor", remachó el vasco.

"Tiene más delito" el que, siendo culto, hace el mal, porque es señal de que se trata de un "malo malísimo", prosiguió Vallvey, mientras que Savater apreció que para entender el mal mejor leer 'Crimen y Castigo', del ruso Fiódor Dostoievski, que un libro de ética, porque es "más fácil" contarlo narrativamente.

En rueda de prensa, ambos escritores reflexionaron acerca del mal a raíz de la obra de Vallvey, 'Muerte entre poetas' (Planeta), en la que una mecenas viuda de poeta convoca a una reunión en un cigarral de Toledo a lo mas insigne de la poesía. Pero todo se tuerce cuando se produce un asesinato, por lo que la trama, además de girar alrededor de la literatura, trata las pasiones violentas inherentes al ser humano.

"Se tiende a rechazar el mal como si no fuese humano, y está encapsulado en nuestra esencia, y algunos se dejan devorar por él", aseguró la escritora recordando el caso del "monstruo austríaco", que encerró durante 24 años a una de sus hijas y la violó en reiteradas ocasiones.

"Occidente hace años que ha renegado del mal, lo ha asimilado a la enfermedad, y es más difícil combatirlo con la negación", prosiguió, y Savater remachó con una cita de 'La metamorfosis' de Ovidio: "Veo lo que es mejor y lo apruebo, pero hago lo peor".

Por su parte, Savater dijo que su libro, 'La hermandad de la buena suerte', es "entretenimiento inteligente", una ficción "pura" que no pretende "dar lecciones" ni provocar "tormento intelectual" en el "resignado" lector.

"Es para quien comparta conmigo que algo entretenido no tiene por qué ser carente de fondo", dijo el ganador, y añadió: "Las tonterías no me entretienen nada. Gran Hermano es aburrido".

Su novela de aliño metafísico gira alrededor de una carrera de caballos, de sus rivalidades e incidentes, aventuras y desventuras. Vallvey ya ha empezado a leerla y reconoció que es "más original" que la suya, de la que Savater --que ya se la ha leído entera-- aseguró que "cumple el requisito" de que los detectives tienen que ser "extravagantes", ya que su protagonista es un meteorólogo poeta.

"La he leído con malicia, intentando reconocer a algún personaje, ponerle cara", dijo el escritor, a lo que la autora contestó que no la escribió pensando en nadie porque nunca se le ocurriría "trasponer la realidad a la ficción", aunque sí contiene "carne viva, trozos identificables".

 
Enlaces recomendados: Premios Cine