lectura

Espido Freire juega con el lector mediante la ambigüedad de 14 nuevos cuentos

10.11.2008 | 16:45

La escritora bilbaína Espido Freire regresa al cuento, el género donde se siente más "cómoda", con la publicación de "El trabajo os hará libres", una selección de 14 relatos "ambiguos" en los que la muerte, el análisis, la decisión, las islas y la lógica del azar "juegan con el lector".

"El trabajo os hará libres" (Arbeit macht frei) es la frase que presidía la entrada de los campos de concentración nazis y el título que Espido Freire (Bilbao, 1974) ha escogido, por "brutal", para reunir los 14 cuentos que ahora publica Páginas de Espuma.

Es una sentencia que "ofrecía esperanza a alguien que no tenía ninguna -dice a Efe la autora en una entrevista-, algo que, en el fondo, es lo que ocurre en la vida".

"El ser humano adquiere la conciencia de mortalidad y todo lo que hace es llenar huecos para acabar con esa certeza de muerte, que es la que nos destruye cada día y la que nos pregunta: ¿para qué trabajar?", reflexiona.

La escritora de "Soria Moria" y "Melocotones helados", con la que se convirtió a sus 25 años en la ganadora más joven del premio Planeta, recurre de nuevo al tema de la muerte, algo "muy presente" en casi todas sus obras, para hilvanar este compendio de cuentos.

"A mi madre le preocupaba mucho que escribiera tanto de muerte", confiesa Freire, aunque es algo con lo que bromea con sus lectores y alumnos: "les digo que si no mato a alguien, me quedo con la sensación de que no he cumplido el trabajo del día".

"Pobres personajes míos, no se salva uno", se queja Freire irónicamente sobre el destino de sus creaciones.

A pesar de que no todos ellos sean "desgraciados", sí que tienen grandes posibilidades de serlo, lo que reconcilia a la autora con el ser humano: "incluso los más abyectos cretinos y las más despiadadas brujas con las que me he encontrado dan sensación de fragilidad", señala.

Además de la muerte, la escritora aprovecha "El trabajo os hará libres" para recoger, entre los centenares de cuentos que afirma tener ya escritos, 14 que hablan de las decisiones en los momentos de conflicto, el aislamiento o la lógica del azar, entre otros temas.

Donde sí que encontrará el lector un punto de unión en todos los relatos es la visión "descarnada y muy poco piadosa" que el narrador ofrece de los demás personajes, a los que "abre en canal y muestra tal y como son".

Estudiante de música, licenciada en Filología Inglesa y colaboradora con varios medios de comunicación, a Espido Freire le preocupa "la incapacidad de los autores para transmitir entusiasmo por la literatura", por lo que diseñó un método literario que ahora enseña en su escuela.

Sus alumnos no son sus primeros lectores ni críticos, apunta, y dentro del aula entabla con ellos una "relación de autoridad y no de amistad".

"Soy una profesora exigente, pero cálida -indica-. Me parece muy bien la opinión de mis alumnos, pero dentro del aula la que tiene que opinar soy yo".

Sociedad y Cultura

La política y ´la haka´ de los All Black, protagonistas de los Premios Princesa de Asturias

La gala ha estado marcada por la crisis catalana y la presencia de un presidente por segunda vez

 
Enlaces recomendados: Premios Cine