Excesiva diferencia de edad

El Ministerio de Justicia impide a un saudí de 92 años casarse con una egipcia de 17

13.06.2008 | 15:13

El Ministerio de Justicia ha impedido la consumación de un matrimonio entre un anciano saudí de 92 años y una muchacha egipcia de 17, al negarse a legalizar el contrato de matrimonio por la excesiva diferencia de edad entre ambos.

El diario egipcio "Al Ajbar", que recoge la noticia, cita a un alto funcionario del Ministerio que asegura que "el rechazo a legalizar el documento implica la imposibilidad de que la chica pueda abandonar el país".

Según Ahmed Saryani, una ley egipcia relativa al matrimonio de nacionales y extranjeros establece que la diferencia de edad entre los cónyuges no puede superar los 25 años (y en este caso eran 75).

"En caso de que la diferencia de edad exceda los 25 años, el marido debe depositar garantías bancarias por no menos de 40.000 libras egipcias (unos 7.500 dólares) a nombre de su esposa como garantía para su futuro", explica Saryani, que da a entender que el anciano saudí no lo hizo.

Esta información pone de relieve el sangrante caso de los ricos potentados del Golfo Pérsico que cada verano viajan a Egipto para buscar matrimonios con mujeres mucho más jóvenes, de extracción humilde.

Muchos de estos matrimonios -que son calificados por organizaciones feministas de prostitución encubierta- terminan a las pocas semanas o meses y dejan a las mujeres embarazadas y con graves problemas para el reconocimiento de sus hijos, pues en la mayoría de los casos los maridos han desaparecido.

 
Enlaces recomendados: Premios Cine