Víctimas de siniestros en el punto negro de Curro que el domingo se cobró otra vida piden seguridad

Una vecina de Vilagarcía que sufre secuelas permanentes por un siniestro en noviembre alerta de la peligrosidad de la curva de Curro

08.10.2015 | 03:13
Andrea Cores sufrió un accidente en este punto negro en 2014. // I. A.

Una joven de Vilagarcía, Andrea Cores, sufrió el pasado 12 de noviembre un grave accidente de tráfico en la PO-531 que comunica la ciudad arousana con Pontevedra y que le ha dejado importantes secuelas permanentes como la pérdida del olfato, parálisis facial o la pérdida de audición y mareos. Padeció un fuerte traumatismo en la cabeza tras perder el control de su coche y empotrarse contra un camión. El siniestro se produjo en la misma curva de la gasolinera de Curro, cerca del restaurante Abuelo Pintos, en el mismo punto en el que el domingo perdía la vida un vecino de Vilanova en otro aparatoso accidente de tráfico.

En los últimos meses, desde que ella misma sufrió tan grave siniestro, Andrea Cores viene recopilando información acerca de los accidentes que tienen lugar en este tramo. Apenas unos días después de su grave colisión, perdía la vida otra mujer a la que también "se le fue el coche" por encontrarse el piso mojado como le ocurrió a ella. "Un abogado con los que he tratado también ha tenido un accidente en ese mismo lugar, a una conocida mía también se le fue el coche unos días después de que yo sufriera el accidente, al comercial que me vendió mi nuevo coche le pasó lo mismo, al hermano de un compañero de trabajo de mi pareja también..., por eso no creo que sea cuestión de casualidad", explica. Cuando esta semana conoció que el pasado domingo esa fatídica curva se había cobrado una nueva víctima mortal decidió ponerse en contacto con los medios de comunicación para solicitar medidas de seguridad para un tramo en el que recientemente se subió la velocidad. En los últimos años la Xunta, titular de la carretera, cambió en varias ocasiones los límites de velocidad en esta punto e incluso se actuó sobre el pavimento para mejorar su agarre. No obstante, tras el accidente del domingo las víctimas de anteriores siniestros se preguntan si estas medidas son suficientes para eliminar el peligro que representa esta curva.

Andrea Cores explica que, en su caso, circulaba por debajo de la velocidad máxima establecida para ese tramo que es de 90 kilómetros por hora. "Iba despacio por que a mí esa curva siempre me pareció especialmente peligrosa" pero pese a circular con esta precaución perdió el control del coche y acabó saliéndose de su carril para colisionar contra un camión.

No es la única crítica a la seguridad vial de esta carretera y en este punto conflictivo. En noviembre del pasado año, justo tras una serie de accidentes graves entre ellos el de Andrea Cores, los trabajadores de la gasolinera de Curro se quejaban de los numerosos accidentes que se producen en este tramo y culpaban de ello a la desaparición del radar que había justo en el tramo anterior, así como a que se haya subido el límite de velocidad en la zona.

Los siniestros habituales en las proximidades de la gasolinera les hacían temer por la posibilidad de que se produzca alguno de gravedad que les afecte a ellos mismos o a las instalaciones.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Calendario laboral y escolar 2016/2017

Calendario laboral 2017 en Galicia

Calendario Laboral 2017 en Galicia

Aquí tienes a tú disposición todos los días festivos en  Vigo y en Galicia , así como el Calendario escolar 2016/2017 .

 

 
Enlaces recomendados: Premios Cine