El Tribunal Supremo veta la implantación de una tarjeta profesional en la construcción

La CIG recurrió el IV Convenio estatal del sector que imponía el carné desde el 1 de enero de 2012

 07:51  
Enviar
Imprimir
Aumentar el texto
Reducir el texto

REDACCIÓN - PONTEVEDRA La Sala de lo Social del Tribunal Supremo declara nulo la exigencia de una tarjeta profesional de la construcción (TPC) para poder trabajar en el sector a partir del 1 de enero de 2011. Este requisito aparece recogido en el IV Convenio colectivo estatal de la construcción que fue impugnado parcialmente por la Confederación Intersindical Galega (CIG), junto con el sindicato vasco ELA-STV, al entender que vulneraba derechos laborales y fundamentales de los trabajadores como: introducir mecanismos discriminatorios de contratación, atentar contra la intimidad de las personas y excluir de la negociación en ámbitos inferiores todas las cuestiones de salud y seguridad en el trabajo.
El convenio había sido firmado por la Confederación nacional de la construcción (CNC) y los sindicatos UGT y CC.OO y dejaba en manos de la Fundación laboral de la construcción (privada y vinculada a la patronal) y de ambas centrales la formación en prevención de riesgos laborales de los trabajadores, que los haría acreedores de la tarjeta profesional de la construcción (TPC) ahora vetada por el alto tribunal.
Los magistrados entienden que una tarjeta profesional si "sólo es un medio facultativo de acreditar la formación específica recibida en materia de prevención" no supondría ningún problema, pero atendiendo los recelos argumentados por CIG no pueden tolerar que "se convierta en un requisito necesario para la contratación laboral".
La TPC, cuya obligatoriedad has ido anulada, debía recoger la formación recibida, los períodos de ocupación en las distintas empresas en donde hubiese estado contratado el trabajador, su categoría profesional y su experiencia laboral.
La exigencia de este documento crearía, según explicaba ayer el responsable comarcal de la Federación de Construcción de CIG, Xaquín Agulla, "un coto pechado no cal só aquelas persoas que traballaran previamente na construcción poderían obter a tarxeta, formándose unha reserva de emprego contolada pola patronal do sector e os sindicatos estatais".
Por otra parte la tarjeta profesional anulada atentaba contra la intimidad de los trabajadores, reconoce el Tribunal Supremo, ya que incorporaba los reconocimientos médicos de su vida laboral (número y resultados).

COMPARTIR
 
  HEMEROTECA
  Encuestas de actualidad
¿Considera que debe ampliarse la dotación judicial en Vigo para evitar los atascos de sentencias?
  Sí
  No
Votar »
 
RESULTADOS ACTUALES
89%
No 11%
   
¿Debe compensar el Concello al pequeño comercio afectado por las obras de humanización?
  Sí
  No
Votar »
 
RESULTADOS ACTUALES
50%
No 50%
 
Ver más encuestas »
  CONÓZCANOS:  CONTACTO |  FARO DE VIGO |  LOCALIZACIÓN Y DELEGACIONES |  CLUB FARO DE VIGO     PUBLICIDAD:  TARIFAS |  CONTRATAR  
farodevigo.es es un producto de Editorial Prensa Ibérica
Queda terminantemente prohibida la reproducción total o parcial de los contenidos ofrecidos a través de este medio, salvo autorización expresa de farodevigo.es. Así mismo, queda prohibida toda reproducción a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, Ley 23/2006 de la Propiedad intelectual.
 


  Aviso legal
  
  
Otros medios del grupo Editorial Prensa Ibérica
Diari de Girona  | Diario de Ibiza  | Diario de Mallorca  | Empordà  | Información  | La Opinión A Coruña  |  La Opinión de Granada  |  La Opinión de Málaga  | La Opinión de Murcia  | La Opinión de Tenerife  | La Opinión de Zamora  | La Provincia  |  La Nueva España  | Levante-EMV  | Mallorca Zeitung  | Regió 7  | Superdeporte  | The Adelaide Review  | 97.7 La Radio  | Blog Mis-Recetas  | Euroresidentes  | Lotería de Navidad